Skip to main content

Tres espacios gratuitos para niños

El tríptico de la imaginación fue pensado para incentivar la creatividad de los niños. Te mostramos las originales propuestas que ofrece.
Santa Fe
santa-fe-actividades-chicos
| 04 febrero, 2020 |

El Molino, La Redonda y la Esquina Encendida son tres edificios emblemáticos de Santa Fe, que fueron refuncionalizados para ofrecer múltiples variantes recreativas y de esparcimiento para toda la familia. Especialmente, para los niños. La administración de los espacios depende del Ministerio de Cultura de la Provincia de Santa Fe y, si bien están pensados con la lógica de la infancia, pueden ser disfrutados por personas de todas las edades. Cuando un sábado, domingo o feriado a la tarde ya no sabés qué hacer con los chicos en casa, esta triple variante de la ciudad de Santa Fe te soluciona la vida.

Fábrica Cultural

En lo que hoy es una de las zonas más céntricas de la ciudad, la esquina de Boulevard Gálvez y Pedro Vittori, se erige el viejo Molino Franchino. Funcionó desde los últimos años del Siglo XIX hasta que, con la muerte del sistema de trenes y otros motivos de coyuntura económica, cerró sus puertas definitivamente en 1990. Dos décadas permaneció abandonado hasta que el Gobierno provincial decidió convertirlo en la Fábrica Cultural, como puntapié de la triada de la que hablamos en esta nota.

Arte y vida cotidiana

La Redonda era un enorme taller de locomotoras. También abandonado desde los 90, con su tradicional forma semicircular y ladrillos vistos, era todo un símbolo de la decadencia del sistema ferroviario. Inserta en el enorme predio del Parque Federal, hoy es un espacio indispensable en la cultura de la ciudad. Los paseos de fin de semana en este gran parque siempre ofrecen la posibilidad de pasar un rato a divertirse en La Redonda.

Luces prendidas

La Esquina Encendida fue el tercero de estos espacios en ser recuperados. Ya en el norte de la ciudad, el cruce de las avenidas Facundo Zuviría y Estanislao Zeballos contaba con este lugar donde, otrora, se practicaban deportes en el ámbito universitario. Lo que hizo el Gobierno allí fue otorgarle un sentido de apropiación del espacio público por parte de los ciudadanos. Se construyó una moderna pileta de natación y se brindan talleres y clases de múltiples disciplinas. El plus de la esquina es el de ser un espacio de formación, incluso con propuestas orientadas a lo laboral.

De todo para hacer

Juegos de ingenio, rings de lectura, ateliers de pintura, cerámica, artesanías varias, producción de panadería y un sinfín de juegos van rotando constantemente en estos tres espacios. Entrás con los chicos, una tarde con el mate a la Redonda después del parque o al Molino mientras caminás por boulevard, y te garantizo que podés llegar a salir de noche. Los pibes, felices y agotados por  todo lo que jugaron y  aprendieron.

El tríptico recupera la idea de jugar por jugar, les devuelve a los chicos las ganas de correr y divertirse sanamente. Y ojo: no solo se divierten los más chiquitos. Cualquiera con espíritu de niño puede disfrutar una hermosa tarde de aventura e imaginación.

Sin votos aún
Por favor espere.....

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede interesar

X