Ser Argentino. Todo sobre Argentina

Un pueblo cargado de cultura: Alpasinche

En el departamento San Blas de los Sauces, provincia de La Rioja, encontramos este poblado con muchos atractivos turísticos.

En La Rioja tenemos una gran cantidad de destinos por visitar, entre ellos se destaca Alpasinche. Es un pueblo cargado de cultura, ubicado en una zona agrícola cerca del río Los Sauces, el cual se aprovecha para regar las cosechas. El mismo contiene una importante parte de nuestra historia.

Cómo llegar y qué hacer 

Tomando como punto de referencia a capital provincial, si vamos en vehículo tomaremos la Ruta 40 hacia el norte. Seguramente nos toparemos con Guandacol, pasaremos por el Vallecito Encantado, luego Villa Unión, Cuesta de Miranda, Chilecito. Desde aquí se nos abre el camino. Continuamos por La 40, llegando a la denominada ¨Nueva Traza¨, que nos llevará a San Blas de los Sauces y Alpasinche. Por supuesto que existe la posibilidad de viajar al destino en bus desde La Rioja o en una salida con una agencia de turismo habilitada. Pero, lo recomendable es realizar por uno mismo para disfrutar los bellos parajes en la Ruta 40.

Llegaremos a un árido pueblo que delata su historia apenas entramos. Con casas pintadas de una curiosa tonalidad amarilla, rodeadas de vías férreas. En ella podemos visitar tres sitios memorables.

 

El majestuoso “Camino del Inca” un circuito de casi 1500 kilómetros, desde la Provincia de Salta, al Norte, hasta la provincia de Mendoza. En uno de sus ramales pasa por La Rioja, precisamente por el Valle de Paccipas entre Andalgalá y Alpasinche. Dicho camino era utilizado para arreo de animales de carga. De Alpasinche el sendero se bifurca en dos:  por un lado, hacia Tinogasta por el río Colorado y, por el otro, hacia Wutangasta. Mientras recorremos la belleza de parajes otorgados en esta excursión, observaremos uno de los fuertes que protegía la comarca conocido como el ¨Pucará Hualco¨.

Para todos los recorridos es necesario contar con los servicios de un guía de turismo habilitado, pues es fácil perderse Otro punto de interés es la ¨Vieja estación de tren¨, donde comienza la caminata siguiendo las vías férreas. Si seguimos las vías nos encontraremos con lo que la Ruta 40 tiene para ofrecernos alrededor del pueblo. En todas las salidas lo mejor es llevar agua para hidratarse. El ferrocarril que circuló hasta su clausura en 1977 pertenecía al Ferrocarril Central Norte y luego a Ferrocarriles Belgrano. Se le conoció como el ¨Ramal A5¨.

Por último y, no menos importante, visitaremos el ¨Fuerte del Pantano¨, declarado Monumento Histórico Nacional. Este se encuentra cerca de Alpasinche en el poblado Bañados del Pantano, situado en el desierto campo de Paccipas en la orilla norte del río Colorado. Aquí podemos encontrar múltiples restos de cerámicas provenientes de la ocupación nativa y española de la zona. También estarán las ruinas de las altas paredes de adobe del fuerte. Debido a la falta de cuidados, no está en un excelente estado de conservación, pero aún es posible disfrutar su magnitud y belleza.

Breve historia de la región donde se ubica Alpasinche

La región donde se encuentra el poblado posee más de diez mil años habitada. Los moradores primigenios fueron cazadores y recolectores. Al modernizarse adquiriendo técnicas de agricultura, adoptaron el estilo de vida en conjunto a una cultura alfarera. Los incas tomaron la región cerca del año 1450 incorporándola mediante ¨El Camino del Inca¨. En 1535 llegaron los españoles quienes acabaron con los lazos incas, en la expedición de Diego de Almagro. En 1558 se fundó la primera ciudad de la comarca, se llamó Londres (en lo que hoy es Catamarca), ubicada al norte de Alpasinche. Entre 1560 y 1666 sucedieron las ¨Guerras Calchaquíes¨, en la cual los aborígenes desbarataban las ciudades españolas. En 1635 se edificó el ̈ Fuerte del Pantano¨. En 1648 se construyó la iglesia San Blas de los Sauces. El ferrocarril llegó a la zona en 1911 pero, en 1977 es clausurado, quitando un gran medio de movilidad y transporte a la región. En 1979 se cambió el tramo de la Ruta 40 para que, de esa manera, pase la misma por San Blas de los Sauces y Alpasinche.

 

Alpasinche es un lugar donde las historias de antaño son recordadas. Estas han dejado constancia de su existencia, formando parte de la cultura propia de la región. Un punto donde es posible renovar aires y conocer más acerca de nuestro maravilloso país.

 

Rating: 0/5.