Ser Argentino. Todo sobre Argentina

3 ríos cristalinos y cordobeses

Espejos de agua cristalinos, arroyos, cascadas y ríos que reflejan el cielo sobre su superficie. Y que, de tan cristalinas, nos permiten divisar el fondo.

En estos ríos es posible tocar fondo, pero de una manera muy linda y tan solo con la mirada. Se trata de los ríos y espejos de agua más cristalinos de la provincia, que nos regalan las postales más impactantes de la naturaleza. Tanto en verano como en invierno, estos puntos geográficos se convierten en los destinos elegidos por miles de familias. No solo por su belleza, sino también por su tranquilidad. Estos cursos de agua son considerados los más limpios y frescos de la provincia. Su condición puede variar de acuerdo con las lluvias y las crecidas, pero siempre nos ofrecen panorámicas increíbles.

Río Quilpo

Está a tan solo 4 kilómetros de San Marcos Sierras, en un espacio rodeado de playas de arenas y piedras. Se caracteriza por tener aguas cristalinas y frescas como también por contar con partes de poca profundidad como ollitas. Es tan limpio que muchas veces se pueden observar peces en el fondo del agua. Uno de sus sitios más visitados es la Reserva Natural Tres Piletas para disfrutar en familia y bañarse en su cascada.

El Quilpo es uno de los tesoros más preciados de San Marcos, porque desborda pureza y conexión con la naturaleza. Es un curso de agua que está totalmente limpio debido a que no existe ninguna población en sus costas. Invita a disfrutar de su cristalinidad, admirando su lecho y los peces que circulan por este ambiente. Además, sus aguas nos invitan a tomar refrescantes baños en sus balnearios o simplemente admirar cómo va sorteando el relieve accidentado de la región. Todo esto, en un entorno rodeado del color verde de la vegetación y el cielo siempre azul. Es un sitio ideal para relajarse y entrar en contacto con la apasionante naturaleza a través de cabalgatas, paseos por senderos o la pesca deportiva. 

Río Quillinzo

Sus costas tienen bancos de arena y frondosos árboles que invitan a disfrutar de la sombra. Muchos vecinos argumentan que sus aguas transparentes y tranquilas tienen propiedades curativas. A lo largo de su curso se pueden encontrar varios saltos de agua y ollitas, que nacen en las Sierras de los Comenchingones. Villa Quillinzo es conocida por su belleza natural, playas con arena blanca, costas arboladas con frondosos pinos y las aguas mansas de su río. Además, el lugar cuenta con una gran producción de hierbas medicinales. La localidad surgió como un campamento para empleados de las obras energéticas que se desarrollaban en la zona. Se encuentra ubicada junto al lago Embalse, en el departamento de Calamuchita, a 110 kilómetros de la ciudad de Córdoba. Es hogar de una variada vegetación, en la que se destacan el molle blanco, el piquillín de las sierras, los espinillos, el duraznito de las sierras, los aromitos y los quebrachos. Asimismo, la zona acoge especies como el jilguero, el chingolo, la golondrina, las perdices serranas, el gato montés y el puma, entre otros. Todas especies dignas de ser observadas en una jornada de relax a la orilla del curso de agua.

Río de los Sauces

Historia y naturaleza es lo que combina Río de los Sauces, perfecta para quienes buscan desconectarse del ritmo citadino al pie de las Sierras de Comechingones. Río de los Sauces es una de las localidades más antiguas del Valle de Calamuchita. Con el río homónimo como principal atractivo, este rincón cordobés posee un clima templado ideal para disfrutar durante todo el año. Lleno de historia y tradición, este poblado era conocido como “Li-Sien” por los primeros pobladores de la zona, que significa “entre árboles”, una característica que aún conserva. Alrededor de las aguas cristalinas de su río pueden encontrarse morteros y puntas de flecha, vestigios de la cultura comechingona.

¿Vamos?

 

 

Rating: 4.00/5.