Ser Argentino. Todo sobre Argentina

La tradición gauchesca en la provincia de Buenos Aires

Visitamos dos localidades de la provincia de Buenos Aires donde están mas arraigadas las tradiciones camperas.

Es inevitable identificar de manera inmediata la provincia de Buenos Aires con la figura del gaucho y su mundo cultural. Este personaje histórico que recorrió gran parte del territorio bonaerense dejó su huella en tradiciones y saberes populares que se mantienen vigentes.

General Madariaga

“Madariaga”, como la llaman sus lugareños, está ubicada en la región de Tuyú, que en guaraní significa tierra blanda y pantanosa. Este destino también es conocido como "Pago Gaucho".

Allí, todos los años, durante el segundo fin de semana de diciembre, se celebra la Fiesta Nacional Gaucha, que se inició por iniciativa de sus habitantes en 1972, cinco años después el gobierno provincial la instituyó como festival y en 1988 alcanzó la categoría nacional.

El objetivo de la fiesta es exaltar la figura del gaucho y ayudar a mantener vivas las tradiciones. Según relatos orales, los gauchos del Tuyú eran aventureros y conocían con precisión la geografía del lugar, especialmente los Montes Grandes, interminables extensiones de tala y coronillo en las que era muy fácil perderse. Según la leyenda sobre el "Fruto de Tala", escrita por Lucio Eber Jorge, quien llegue a la región de Tuyú y deguste el fruto de este árbol no querrá salir del lugar.

En el Museo Histórico de Tuyú se encuentran los restos del compositor Argentino Luna fallecido en 2011. En la sala especialmente destinada a Rodolfo Giménez (su nombre real), se observan guitarras, portadas de sus discos y fotografías. Además, todos los años se organiza la semana Argentino Luna para difundir su trabajo. Por otro lado, en la ciudad se pueden visitar talleres de orfebres, zapateros, herreros, talabarteros, hilanderos, pintores, escultores y alfareros.

San Antonio de Areco

San Antonio de Areco, por su parte, es una de las ciudades más antiguas de la provincia y en 2015 fue declarada Capital Nacional de la Tradición por su vasto recorrido en la preservación, cultura y visibilidad de la identidad. gaucho. Este largo viaje tuvo momentos clave: en 1926, el escritor aréquero Ricardo Güiraldes crea su famosa obra "Don Segundo Sombra", ubicada en este destino. En 1939 se estableció el 10 de noviembre como el Día de la Tradición y se eligió San Antonio de Areco como el lugar de celebración oficial. En 1984, la legislatura provincial designó a este municipio como sede permanente de esta conmemoración vernácula.

Durante la celebración de la Fiesta Nacional de la Tradición, se organizan exposiciones, discotecas y catas en las calles de la ciudad. Miles de personas de diferentes partes del país llegan a participar en este encuentro.

En los desfiles, los gauchos presentan sus mejores caballos con “las pilchas” (aperos) bañados de oro y plata, que muestran su destreza y elegancia al caminar. En este punto se realiza el ritual de la Bandera del Día de la Tradición, donde la máxima autoridad en el palco se la entrega a un jinete previamente designado y éste se convierte en abanderado del desfile.

En el centro histórico abundan los orfebres, artesanos, talabarteros, tejedores y zapateros. Pulperías, bares históricos y tiendas generales componen esta decoración criolla. Una postal típica de estos lugares son los gauchos apoyados en la barra, botellas viejas guardadas en estantes inaccesibles, paredes envejecidas y pisos de madera crujiente.

El museo Ricardo Güiraldes, el museo Las Lilas y la tienda de Ramos Generales “La Blanqueada”, declarada Monumento Histórico Nacional en 1999, se encuentran entre las visitas obligadas de la ciudad.

El ambiente rural y gaucho se siente y vive en cada rincón de estos destinos que nutren las tradiciones de la identidad criolla.

Rating: 5.00/5.