Skip to main content

Rafael Amor: el folklore militante

Rafael Amor falleció recientemente, a sus 71 años, dejando tras de sí un repertorio que siempre apostó a la canción testimonial. Lo recordamos.
Folklore
Rafael Amor
26 enero, 2020

Rafael Amor era mucho más que un músico. Fue uno de los más importantes trovadores de su generación. Sus letras tenían peso, decían algo, estaban cargadas con un mensaje fuerte. Muchas de ellas terminaron siendo apropiadas por juglares anónimos. Otras fueron cantadas por las grandes voces de nuestro folklore. Por ejemplo, «Corazón libre«, que fue grabada por Mercedes Sosa, y «Elegía a un tirano». José Larralde, Alberto Cortez, Facundo Cabral, entre otros, también les pusieron voz a sus temas.

Amor había nacido el 5 de noviembre de 1948 en el barrio de Belgrano, Buenos Aires. Su padre fue el cantor Francisco Amor y su madre María Toraño, una artesana bordadora. En 1966 conoció a Carlos Gándara, Nestor Vilardell y Edgardo Parrondo, con quienes formó el conjunto folklórico Los Norteños. Juntos, recorrieron las peñas de Buenos Aires y sus alrededores. Cantó en festivales junto a reconocidos cantantes. En 1974 emigró a Madrid, España, donde continuó desarrollando su carrera musical.

El 23 de diciembre de 2019, a los 71 años, Rafael Amor falleció de forma inesperada en la localidad de Lanús, provincia de Buenos Aires. Su compromiso y su poesía, sin embargo, seguirán por siempre vivos.

Corazón libre

Te han sitiado corazón y esperan tu renuncia,

los únicos vencidos, corazón, son los que no luchan.

No los dejes, corazón, que maten la alegría,

remienda con un sueño, corazón, tus alas malheridas.

No te entregues, corazón libre, no te entregues.

No te entregues, corazón libre, no te entregues.

Y recuerda, corazón, la infancia sin fronteras,

el tacto de la vida, corazón, carne de primaveras.

Se equivocan, corazón, con frágiles cadenas,

más viento que raíces, corazón, destrózalas y vuela.

No los oigas, corazón, que sus voces no te aturdan,

serás cómplice y esclavo, corazón, si es que los escuchas.

Adelante, corazón, sin miedo a la derrota,

durar no es estar vivo, corazón, vivir es otra cosa.

No votes yet.
Por favor espere.....

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede interesar

X