Skip to main content

En estos días

La Copa Libertadores es Argentina. Deseo profundamente que la libertad también.
Al diván
27 enero, 2020

Como casi todas las semanas, deseo que llegue el finde para hacer lo que me gusta y disfrutar. Entre los placeres de la vida el «intento» por escribir bien ocupa gran parte de mis pensamientos…

En estos días, la emoción por el Superclásico se me imponía como único tema posible y no paraba de evocar ideas: el VAR, la ambigüedad por lo «genial» que estuvo Gallardo, ¿la Conmebol estará fallando? ¿Por qué Wanchope se llama Wanchope? Qué lindo cómo habló segundos después de tremendo partido, la conmovedora foto de Driussi y Paredes compañeros del Zenit, los reiterados y enloquecedores cambios de fecha, las cábalas, los tan argentinos planes de amigos y familia para ver los partidos. ¡La posibilidad de partido con público visitante!

También pensé: pobres los brazucas, qué mal andan, encima del monstruoso presidente, esto. Y hasta me acordé de que hace años vi una película danesa llamada Superclásico.

Pero también empecé a asociar temas de psicoanálisis para articularlos con el contenido y poder aportar algo interesante a los lectores… En estos días, tristemente esta emoción se desvaneció al escuchar otro tema. En un principio pensé que había entendido mal, pero no: «el que quiera andar armado que ande armado», sostenido en que Argentina es un país libre. Me quedé sin palabras y con una inmensa angustia. Como suele sucederme en tales circunstancias, recurro a mi gurú Sigmund Freud, quien dijo que la comunidad humana está conformada por asesinos reunidos en torno a ciertos acuerdos mínimos a los que se les da el nombre de Ley.

¿Qué sucede entonces cuando quienes nos gobiernan propician la posibilidad de asesinar, en términos de libertad, en términos de seguridad, en términos de ley?

En estos días, con recíproco amor, nos visita (desde que yo nací) Joan Manuel Serrat y nos canta «Para la Libertad». ¿Qué pensaría el poeta Miguel Hernández si supiera lo que se promueve en nuestro país en nombre de la Libertad?

Me propuse que cada vez que escuche palabras que atropellen la libertad y la democracia, que propicien el odio al semejante o cualquier forma que atente contra el respeto a la vida, voy a escribir con el deseo de generar diálogo y reflexión para defender el lazo social de los argentinos.

En estos días (en este caso venideros), la Copa Libertadores es Argentina. Deseo profundamente que la libertad también.

Rating: 4.4/5. De 19 votos
Por favor espere.....

14 Comentarios to “En estos días”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede interesar

X