Skip to main content

¿Te animás a hacer un pan con papa?

Cuando ves cómo queda la miga no podés aguantarte las ganas de probarlo.
18 febrero, 2019

¡Uy, sí! ¡Otro pan! ¿Les dije que me había fanatizado después de hacer el Pan Tigre que les pasé, verdad?

Bueno, sé que suena raro poner papa en una preparación que no sea de comida, pero quienes hayan probado los rollos de canela saben lo ricos que son, y su masa también tiene papa. Por esa razón me animé con este pan. Además, al ver la miga no pude esperar para hacerlo más adelante.

Resultado: una miga húmeda, un pan alto y más rico que el que se compra en rebanadas, hecho con ingredientes comunes. Como es un poco dulzón, yo lo como en mis desayunos o meriendas con miel. Se van a sorprender, ¡lo prometo!

Solo voy a recomendar un cambio: bajar la cantidad de levadura. Me pareció muchísima y creo que se podría disminuir porque leuda bastante rápido y, en el horno, si la preparación supera el borde del molde (como dice la receta) se puede desbordar, caer la masa y achatar el pan.

Ahora sí, manos a la obra.

Ingredientes:

  • Papa (hervida, escurrida y bien pisada) 115g
  • Huevos 2
  • Manteca pomada 110g
  • Sal 5g
  • Azúcar 100g
  • Leche tibia 120 cc
  • Levadura 40g (yo le pondría 25g)
  • Harina 000 420g

Procedimiento:

  • Hacer una esponja con la leche tibia, 2 cdas de azúcar, un poquito de harina y la levadura. Dejar reposar hasta que haga burbujas (unos 15 minutos).
  • Mientras tanto, pisar la papa en caliente y agregarle la manteca, mezclar y dejar entibiar. Colocarlo en una batidora junto con la sal y los huevos. Mezclar.
  • Agregar a la mezcla de la papa el resto del azúcar, la harina y la esponja. Mezclar. Si la masa todavía está muy pegajosa agregarle unas cucharadas extra de harina (si se pega pero apenas, está bien: va a ser una masa más húmeda y tierna).
  • Amasar por unos ocho minutos. Volcar la masa sobre la mesada enharinada, bollar y colocarla en un bowl aceitado. Taparla y dejar leudar al doble del volumen.
  • Desgasificar. Estirar la masa en forma rectangular, tanto como el largo del molde donde la vamos a cocinar. Enrollar la masa y colocarla en el molde enmantecado. Yo usé uno de 26cm de largo x 9 cm de ancho x 10 cm de alto (podría haber sido un poco más largo tranquilamente).
  • Dejar leudar nuevamente hasta que esté 1 cm por arriba del borde del molde.
  • Cocinar en horno a 190ºC por 25 a 35 minutos o hasta que la temperatura interna sea de 87ºC y la corteza esté dorada.
  • Retirar del horno, dejar enfriar unos 5 minutos y transferir a una rejilla para que se enfríe completamente.
Valoración: 5.0/5. De 1 voto.
Votaste 5, 2 semanas antes. You can change your vote 5 more times.
Espere por favor...

Comentarios

También te puede interesar