clima-header

Buenos Aires - - Miércoles 17 De Julio

Home Gente Lo peor de nosotros La fea costumbre del dedo

La fea costumbre del dedo

Los argentinos y nuestra gestualidad emotiva. Repasemos pide Bob Ventura.

Lo peor de nosotros
La fea costumbre del dedo

Los otros días me contaba una amiga inglesa que estuvo de paseo por nuestro hermoso país que estaba asombrada por nuestra gestualidad. "Hablan más con las manos que con la boca" fueron sus palabras textuales. "Claro", pensé; "los tanos son así. Lo heredamos". Pero eso me hizo reflexionar en una costumbre que tenemos que no está buena.

La señora se despidió fiel a su estilo

Yo estoy seguro de que medió alguna provocación y que la misma no corresponde de ninguna manera. Por la forma, solamente; no por el hecho. Me explico: la Cristina entró al Honorable Congreso de la Nación ("Honorable porque era gratis y por "el honor"...) vestida de colorado furioso, como para pasar desapercibida el día del cambio de autoridades nacionales (o sea: el día en que dejaba de ser Vicepresidente) y le mostró su dedo anular a alguien a sus espaldas. El típico "Fuck you" americano. La habrán insultado y no está bien. En todo caso, buscala y explicale tu bronca por todo el mal que nos hizo en la cara. El tema es que la Vicepresidente saliente mandó a joderse a quien le gritó. Una ordinariez impropia de un mandatario de la Nación. Una falta de ubicación total y una falta de respeto a la investidura que el pueblo le confirió. Obvio que habla de ella. Así es. Resentida y ordinaria la pobre. 

Nos cuesta poco mandar a la mierda a alguien. Entiendo que estamos crispados por la actualidad, los problemas, la angustia. Enseguida nos agarramos a trompadas o nos insultamos por nada. Los gobiernos violentos generan violencia y los pacifistas, paz. Pero bueno, está en uno tratar de ser mejor, de no dejarse arrastrar.

El otro dedo

Pero hay otro dedo que lo usamos peor, si lo pensás. Porque bueno, quizá una puteada no es tan grave. La verdad es que si me insulta un desconocido no me causa la menor impresión. Precisamente porque es un desconocido. 

Y ahí el problema. Cuando nos insultan no nos jode el insulto en realidad. Lo que nos jode es que nos señalen delante de todo el mundo un error. Seguramente, la parte de "delante de todo el mundo" sea la más pesada. Nos mata equivocarnos pero más nos mata que nos lo señalen. El índice. El dedo acusador. El asesino de nuestra autoestima. Como que es un poco inmaduro, ¿no?

La verdad que está muy feo señalarle un error a alguien delante de un tercero o varios. No es nada empático. Lo más probable es que estemos haciendo algo que no nos gusta que nos hagan. Quizá hasta lo hacemos por mostrar poder o por propia inseguridad más que por colaborar. 

También no está bueno para uno mismo dejarse llevar por la vergüenza de ser señalados delante de los demás o por la bronca de haber cometido un error y no verlo.

Estamos viviendo tiempos muy difíciles; vaya noticia. Pero todo en la vida es un aprendizaje. Si no entendemos que salvo una o dos cosas que nos pasan, nada es malo y todo es aprendizaje, estamos medio jodidos. Entiendo que hay aprendizajes que duelen. Situaciones en las que ni siquiera vemos qué carajos estamos aprendiendo. Pero hay que tratar. Es una de las llaves de la felicidad.

Y si todos entendemos que estamos aprendiendo y que el otro también está aprendiendo, va a ser más fácil ponernos en la piel del prójimo. Comprender, empatizar, ser más condescendientes. Y los demás lo serán con nosotros y los aprendizajes serán menos dolorosos. 

Necesitamos más que nunca entendernos más. Ayudarnos más. Querernos más. Es un camino infinitamente más fácil y armónico. Además el "Sálvese quien pueda" es una utopía estúpida. Nadie se salva solo. El egoísmo es uno de los peores defectos del hombre, precisamente por ésto. 

Usemos el índice para rascarnos si nos pica un mosquito pero nunca más para señalarle a alguien un error.

 

Imagen: Freepik

Fecha de Publicación: 07/01/2024

Compartir
Califica este artículo
0/5

Te sugerimos continuar leyendo las siguientes notas:

Empieza otro partido Empieza otro partido
Graciela F. Meijide - Entrevista Entrevista a Graciela Meijide: “Los argentinos somos bastante autoritarios”

Temas

cat1-artículos

¡Escribí! Notas de Lector

Ir a la sección

Comentarios


No hay comentarios

Dejar comentarios


Comentarios

Editorial
Jorge Horche Pensamientos sobre una muerte absurda

No es la primera vez que muere alguien que no debía morir, si es que Dios no tiene un plan. Y lament...

Nostálgicos
El mercado

Hoy, la tecnología nos proporciona los espectaculares hipermercados donde hay de todo, excepto diálo...

Biografías
René Favaloro René Favaloro: Rey de Corazones

Favaloro fue un hombre recto que nunca dejó de ser un médico rural. Y el argentino que hizo el mayo...

Historia
Hipólito Yrigoyen. El adiós Hipólito Yrigoyen. El adiós al Padre de la Democracia

El líder del radicalismo insufló el rumbo democrático que la victoria de Raúl Alfonsín coronó en 198...

Artículos


Quiero estar al día

Suscribite a nuestro newsletter y recibí las últimas novedades