clima-header

Buenos Aires - - Domingo 16 De Enero

Home Gente ¿La gente "bajonera", es agresiva?

¿La gente "bajonera", es agresiva?

Es común que la gente que se “bajonea” seguido, se queje y viva teniendo una mala imagen de su propia persona

Gente

Es común que la gente que se “bajonea” seguido, se queje y viva teniendo una mala imagen de su propia persona, no nos cause empatía, acercamiento o ternura, sino fastidio, incomodidad y, a veces, hasta bronca.¿Es posible que nos sintamos agredidos por esta clase de personas?Efectivamente, la agresividad es la clave. Hablo de agresividad y no de agresión. La agresividad tenemos que entenderla como una energía natural en el ser humano. No es positiva ni negativa en sí misma. Depende con qué fin esté asociada y si el Yo de la persona puede hacer una alianza con la agresividad que sea beneficiosa para sus propósitos. Es como la electricidad. Una energía ni buena ni mala en sí misma: Puede electrocutarnos o puede hacer girar el motor de un ventilador y refrescarnos en verano.Derrotar al rival en un deporte, querer ganarle clientes al negocio de la competencia, enfrentar un final de la facultad y tener el valor de encarar una seducción amorosa, son ejemplos de una buena alianza entre el yo y la agresividad, es decir, esta última puesta al servicio del bien de la persona. En cambio, gente sin energías para encarar proyectos, los que viven quejándose de todo y de sí mismos, personas que se autocastigan, son ejemplos de la imposibilidad o dificultad de hacer una alianza con la propia agresividad.La agresividad que tendría que salir, proyectarse, en dirección al mundo tratando de obtener logros, se vuelve como un boomerang en contra de la propia persona que termina siendo víctima de sí misma y de su propia agresividad fallida.La agresividad fallida se vuelve, ahora sí, agresión en formas directas como el mal carácter, la tendencia a pelear o agredir física y verbalmente al prójimo, o indirectas como el fracaso, la queja, el auto reproche, o inclusive formas aún más regresivas como la hipocondría o las enfermedades psicosomáticas.En el marco de un trabajo terapéutico, se puede elaborar la relación con la propia agresividad, y, si el nivel de “bajoneo” es muy grande, buscar sus razones, muy generalmente relacionadas con una pérdida fundamental de algo o alguien muy valioso que no se ha podido superar.

Fecha de Publicación: 26/09/2018

Compartir
Califica este artículo
3.00/5

Temas

cat1-artículos

¡Escribí! Notas de Lector

Ir a la sección

Comentarios


2020/06/Ansaldo.png
Por: lansaldo 28 September, 2018

Excelente nota Colega !

2020/06/Diego-Soubiate2.jpg
Por: Lic Diego Soubiate 03 October, 2018

En respuesta a lansaldo

Muchas Gracias, Laura. Un abrazo

Dejar comentarios


Comentarios

Espectáculos
Petrone-Mirtha Francisco Petrone. El único sueño que puedo tener

Actor y director de carácter, que moldeó la escena nacional a mediados del siglo pasado, fue persegu...

Historia
Adolfo Alsina Adolfo Alsina. El caudillo olvidado

Dirigente porteño clave en la Organización Nacional, centralista acérrimo, se encuentra en el linaje...

Tradiciones
Boleadoras La boleadora en la Historia. El Arma de América

Esencial y peligrosa arma de indios y gauchos, prácticamente desaparecida en la actualidad, pocas ve...

Historia
Aéreo Club Argentino Aéreo Club Argentino. Alas para un país.

La primera institución en el Continente, y la tercera en el mundo, que fundó la aviación civil y mil...

fm-barcelona

Artículos


Quiero estar al día

Suscribite a nuestro newsletter y recibí las últimas novedades