Ser Argentino. Todo sobre Argentina

#QuieroLlevarAForrest

El hashtag #QuieroLlevarAForrest se viralizó en estos días por nuestro país. Imposible no sensibilizarse con el Forrest Gump misionero.

Esta historia, que comienza con el hashtag #QuieroLlevarAForrest, viene con una advertencia: posiblemente te haga lagrimear. Especialmente si viste la famosa película de Tom Hanks, Forrest Gump. El largometraje que relata la increíble vida de un peculiar norteamericano que tiene un sinfín de aventuras.

La película se relaciona con este hashtag de una forma muy particular. ¿Recuerdan esa escena en la que Forrest, sin ninguna explicación, se larga a correr por Estados Unidos? Pocos sucesos de la historia del cine han trascendido tanto como este en el imaginario de la gente. Forrest corre y corre sin rumbo, sin motivo y sin plan. Esta inolvidable escena generó una empatía que fue más allá de la pantalla y tocó el corazón de millones de espectadores. Por eso, cuando el Forrest misionero apareció en la TV argentina, todos quisieron ayudarlo.

El Forrest misionero

Todo comenzó con Marcelo Molina. El oriundo de Colonia Alberdi estaba trabajando en una empresa maderera en Buenos Aires. A raíz de la pandemia, Marcelo se quedó sin trabajo, sin dinero y sin comida. Varado, lejos de su ciudad natal. Ante esta situación el hombre decidió volver caminando a Misiones,donde vivía su hija. Entonces, empezó a caminar y caminar, al igual que el cinematográfico Forrest Gump.

Cuando sus vecinos se enteraron de la situación, se comunicaron con un canal televisivo. Inmediatamente los cronistas entrevistaron al misionero, quien marchaba con determinación al costado de la ruta. Cuando el público conoció la intención del joven de regresar a Colonia Alberdi, inmediatamente apareció el hashtag #QuieroLlevarAForrest. Ahí nomás el espíritu solidario de los argentinos superó a la ficción de Hollywood. En pleno vivo, muchísimos televidentes se ofrecieron ayudar. Algunos con dinero, otros contactándose con amigos cercanos al misionero y otros compartiendo la noticia. Finalmente, la ayuda del Forrest misionero surgió de dos lados. De un taxista que pasaba por ahí, quien se ofreció a llevarlo de regreso a casa. Y del intendente de Colonia Alberdi, que se hizo cargo del pasaje de Molina.  

Rating: 0/5.