clima-header

Buenos Aires - - Lunes 27 De Septiembre

Home Gente Historias de gente Carta al creador de nuestra bandera

Carta al creador de nuestra bandera

El símbolo y la historia de nuestra bandera nos lleva a replantearnos qué es la patria y cómo la construimos diariamente. Esta historia es un ejemplo.

Historias de gente

Los argentinos somos patriotas por excelencia, amamos nuestra bandera, entonamos con todas nuestras fuerzas el himno nacional. Gritamos los goles de la selección y nos enorgullecemos de tener un papa argentino, un Maradona, un Messi. Este orgullo argentino que nos caracteriza pocas veces deja lugar a la autocrítica.

Este orgullo hace que a veces nos olvidemos de nuestros orígenes, de nuestras raíces. Nos olvidamos de nuestro mestizaje, del híbrido cultural que nos abraza. En cuanto podemos emitimos discursos xenófobos, sin darnos cuenta. Que bolivianos y peruanos vienen a sacarnos los puestos de trabajo. Que venezolanos o brasileros vienen a estudiar gratis y no se lo merecen. Junto con el manto del orgullo nacionalista, proclamamos que “no somos racistas”. Sin embargo, los hechos y los discursos que circulan prueban lo contrario. Los atentados a las comunidades QOM, el racismo clasista que hace que la frase “negro villero” sea un insulto, entre otros hechos…

Sin embargo, esta historia es una evidencia de que nuestro corazón, a pesar de todo, es multicolor. Que somos territorio plurinacional, porque nuestra tierra les da la oportunidad a muchas personas de diferentes naciones. Porque en nuestras provincias siguen vivas nuestras comunidades originarias, luchando por ser reconocidas. Y porque no solo tenemos descendencia europea, sino también africana. La comunidad afrodescendiente es una parte importante de nuestra nación. Es hora de darnos cuenta y dar lugar. Cuestionar lo establecido y luchar por una sociedad más justa. Por un orgullo nacionalista pero anti-racista. Porque, como dice Angela Davis, “en una sociedad racista no es suficiente no ser racista, debemos ser antirracistas”. La historia de este pibe, afroargentino nos moviliza y nos lleva, desde el corazón, a reflexionar sobre nuestra patria. Y nos demuestra que, de a poco, vamos tomando el camino correcto.

La patria somos todos

Se trata de la historia de Federico Feighelsten Escribano, alias Frey. Un niño de 13 años que fue adoptado por una familia cordobesa de Río Tercero. Frey vive en Córdoba desde el 2019. Nació en Guinea Bisseau y su lengua materna es el portugués. Sin embargo, en la comunidad en la que se crio hablan creole, una lengua generada a partir de la mezcla entre portugués y diferentes hablas regionales. Estas lenguas surgen a partir del contacto recíproco entre habitantes de diferentes zonas y con hablas particulares, quienes terminan creando una lengua común con elementos de diferentes orígenes. Una patria común, un sistema de valores que se refleja en este idioma creado. Nacido exclusivamente para representar a tal comunidad.

Frey, además de haber adquirido esos dos idiomas (creole y portugués), ahora está en proceso de adquisición del español. Aprendiendo nuestra lengua, también se ve sumergido en una nueva cultura. Con nuevas costumbres, nuevos ídolos y próceres. Con una historia nueva por conocer que marcará su vida, y nuestro devenir.

Cartas a un futuro de libertad

En un contexto de aprendizaje holístico a partir de un ejercicio de la escuela, Frey se encontró escribiéndole una carta al prócer argentino Juan Manuel Belgrano. Sí, al creador de nuestra bandera. Con sus palabras, Frey expresa un agradecimiento profundo:

Don Manuel Belgrano:

Gracias por liberar a la Argentina de los españoles; gracias por liberar los esclavos; gracias por la bandera. Yo soy argentino ahora, antes era africano. Los esclavos vinieron de África y yo nací en África. Si hubiera nacido en 1600, hubiera sido esclavo.

Con estas palabras, Frey expresa su agradecimiento al prócer, pero también reconoce una nueva identidad. Una identidad híbrida que concentra un antepasado esclavo, un presente argentino y, ojalá, un futuro de libertad y diversidad. Al haber demostrado su sentimiento de agradecimiento hacia la insignia argentina, Frey fue convocado para el acto oficial del 20 de junio. Este acto fue organizado por la Municipalidad de Río Tercero, que lo invitó a izar la celeste y blanca. El niño lo hizo con mucho orgullo, y “la Muni” también.

Esta historia nos emociona y nos llega al corazón. Porque el orgullo argentino, el orgullo de nuestra nación, es abrazar a muchos “Frey”. Es brindarles la oportunidad de una vida digna a quienes no pueden conseguirla en su país de nacimiento. Ser argentino, izar la bandera, venerar a Belgrano, es tener el corazón grande y atento. Atento a construir un mundo nuevo, desde la autocrítica y el consenso.

Fecha de Publicación: 11/07/2020

Compartir
Califica este artículo
0/5

Temas

cat1-artículos

¡Escribí! Notas de Lector

Ir a la sección

Comentarios


No hay comentarios

Dejar comentarios


Comentarios

Historia
Cosme Argerich Cosme Argerich. Primer sanitarista y maestro de Medicina

En tiempos de curanderismo y la charlatanería, Argerich impuso ciencia, con los adelantos de las ca...

Historia
Colectivo chofer Bondi de mi vida. Orígenes y estampas del colectivo argentino

Los apretujados pasajeros de Floresta a Primera Junta del 24 de septiembre de 1928 fueron como los p...

Arte y Literatura
Maca De Noia Te presentamos a Maca De Noia , una fotógrafa muy especial

Es una fotógrafa en constante expansión y movimiento. En sus trabajos se advierten las ganas de crea...

Historia
Domingo y Dominguito Sarmiento Las cartas de Dominguito. Morir por la Patria es vivir

Sarmiento es el intelectual más notable del siglo XIX, con un proyecto desmesurado y totalizante. Qu...

fm-barcelona

Artículos


Quiero estar al día

Suscribite a nuestro newsletter y recibí las últimas novedades