clima-header

Buenos Aires - - Domingo 24 De Octubre

Home Gente Espectáculos Rodolfo Ranni, el nuevo director de la cárcel, alguien que la pasa divino en un divorcio

Rodolfo Ranni, el nuevo director de la cárcel, alguien que la pasa divino en un divorcio

El brillante actor ítalo-argentino radicado en el país desde mediados del siglo pasado, se presentará junto a Viviana Saccone este viernes en el Gran Teatro Rivadavia, una notable comedia que alterna con su destacado papel en “El Marginal 4”, próximo a estrenarse.

Espectáculos
Rodolfo Ranni

Hablar de Rodolfo Ranni, es mucho más que hablar de un actor consolidado en la escena argentina. Es también aludir a una persona que nacida en Trieste, Italia, poco antes de la Segunda Guerra Mundial, diez años más tarde se mudó a la Argentina y construyó una carrera profesional que lo encuentra sin dudas como uno de los referentes ineludibles en el mundo actoral. A sus 83 años, camino a cumplir 84 el próximo domingo 31 de octubre, rodeado de sus seres queridos, Rodolfo es un impecable profesional que no conoce aquél término llamado “descanso”, tiempos donde aguarda el estreno de “El Marginal 4” donde protagoniza al nuevo director de la cárcel, mientras alterna especial clase de papeles con la obra “Divino Divorcio”, la cual presentará este viernes en la reapertura del reconocido Teatro Gran Rivadavia, una obra de Alfredo Allende, dirigida por Alberto Lecchi con la producción integral de Damián Sequeira. En esta comedia que propone también reflexión sobre los particulares tiempos que corren, comparte pareja protagónica con la bellísima actriz y ahora bailarina Viviana Saccone.

Divino Divorcio Teatro

Una pareja con muchos años de matrimonio a cuestas, llega a su ansiado final y decide al respecto celebrarlo a todo trapo con una gran fiesta de divorcio. Para la misma contratan a un “divorce-planner” y arman una lista imposible de invitados, entre ellos el sacerdote que los caso, los abogados de ambos esposos, los detectives privados del pasado, los amantes de cada uno y los bomberos que debieron controlar las llamas de tanta pasión. Esta obra que se verá el viernes desde las 21 horas en un lugar remodelado por el prestigioso y muy capacitado productor Aquiles Sojo, permitirá en el Gran Rivadavia auscultar el amor y el hastío, la verdad y la mentira, la cordura y locura, la guerra y paz, situaciones que habitan como caras de una misma moneda, que es el matrimonio. Entusiasmado como si fuese el primer día de su carrera, Rodolfo Ranni habló a solas por espacio de 120 minutos en esta sala, para contar su presente profesional y analizar la realidad argentina como él sabe. Sin dar vueltas en sus puntos de vista, el brillante actor que descolló en cine, teatro y tv, deja traslucir la pasión que lo signa en cada una de sus incursiones, poniéndole esa picardía tan simpáticamente italiana a cada expresión vertida en las unidades grabadoras.           

 

Divino Divorcio

 

Reconforta verlo pelear en esta recuperación teatral con la pandemia.

Rodolfo Ranni: Hay que dar batalla viejo!!!... No nos tiene que ganar este bicho, este covid, uno ha luchado con cosas más fuertes, que el covid y uno ha salido adelante, ¡hay que ir siempre para adelante viejo!

 

¿Cómo surgió la idea de este “Divino Divorcio” para hacer en el teatro?

Rodolfo Ranni: El año pasado estábamos pasando la primera parte de la pandemia y me llama Damián Sequeiro, “Mira, tengo una obra si te interesa, para salir en gira”, me dijo, ahí le contesté “¿Cómo vamos a salir en gira con esto?” ” ¿Vendrá la gente?”, el libro lo leí y me encantó, realmente, me dijeron que era con Viviana Saccone, me encantó, dije “qué vamos a hacer con la pandemia?”, Damián me dice “mira, yo creo que la gente no va a venir, hagamos una cosa, llevémosle el teatro a la gente”, tal la expresión del productor, con muy buen criterio. Y eso hicimos, en Villa Carlos Paz estábamos los lunes, después hicimos toda la provincia de Córdoba, todas las ciudades, fuimos a pueblos que no los conocían ni siquiera los cordobeses, decíamos “si no tienen teatro, se lo hacemos en la canchita de básquet”, así lo hicimos, contentos y felices porque nos fue bárbaro, la gente, generosamente venía porque tenía ganas de ver espectáculos, más cuando uno le lleva el teatro a la vuelta de la casa. Esto fue creciendo y creciendo, en muchos lugares tuvimos que hacer dos funciones, casi en todos lados, porque en esa época teníamos un aforo muy chiquito. Después seguimos y nos agarraron esos dos meses y medio con la segunda ola, volvimos a arrancar con mucho éxito, gracias a Dios, lo fundamental de esta nueva parte de la gira es que reinauguramos el “Teatro Gran Rivadavia”, después estamos en sitios como Banfield, Pergamino y Arrecifes, después vamos a Gualeguay, que ahí será en este caso la segunda vez, también con mucho éxito, contentos y felices.

 

Divino-Divorcio

 

La obra con la cantidad de funciones que se hicieron ya tiene un training en vivo muy especial, con todos los engranajes del espectáculo muy ajustados.

Rodolfo Ranni: Sí, aunque no llevo la cuenta exactamente, desde que arrancaos el 4 de enero a la fecha, debemos tener unas cien funciones encima y unos 100 mil kilómetros en el cuerpo (risas), porque los viajes en auto son terribles, pero felices y contentos porque estamos laburando, eso es fundamental.

 

La obra alude a esta clase de profesionales que organizan todo, hasta un divorcio.

Rodolfo Ranni: Es una comedia de Alfredo Allende muy irónica, con mucho sarcasmo, una pareja después de muchos años quiere separarse y tiene la fantasía de hacer una fiesta de divorcio, como si fuera una fiesta de casamiento pero al revés, este es el nudo de la historia, los detalles quiero que los descubra la gente, el público se divierte mucho, se ríe mucho, participa, se identifica. Estamos muy contentos con lo que sucede durante todo el espectáculo, muy felices por todo lo que sucede con la gente.

 

¿Se puede hacer humor aludiendo al divorcio, con todo lo traumático que significa?

Rodolfo Ranni: Sí, seguro, todo tiene que ver con el humor, por supuesto, te digo que la gente se divierte muchísimo, además para nosotros estar ahí en el escenario, viendo al público, divirtiéndose con el barbijo puesto, te juro que genera mucha emoción. El día que estrenamos, con los nervios lógicos del estreno, la emoción de ver a la gente con el barbijo puesto en la platea superó los nervios del estreno. Realmente es algo bárbaro, es una experiencia, emociona mucho ver a la gente con la cara cubierta como si no tuviera el barbijo puesto, es muy fuerte.

 

Divino-Divorcio

 

¿Cómo describe la relación que ha armado en estos meses con Viviana Saccone?

Rodolfo Ranni: Vos sabes que no habíamos trabajado juntos con ella. Habíamos participado en programas de televisión pero nunca habíamos tenido escenas juntos, es la primera vez que trabajamos en teatro de esta manera y te imaginas que si en una obra de dos personajes no hay una gran comunicación sobre el escenario sería algo imposible. Ella además en este momento de su carrera está muy contenta por lo que le está pasando en su rol de bailarina en la televisión.

 

Saccone

 

¿Cómo recuerda las funciones que hizo en Mar del Plata con la obra “Burlesque”? Fueron las últimas funciones teatrales que hizo antes que llegara la pandemia.

Rodolfo Ranni: Exactamente, estuvimos en ese verano 2019-2020 en la costa, después volvimos en marzo, dijimos “bueno, esto durará un mes, un mes y medio”. Teníamos previsto debutar en Buenos Aires, volver a Mar del Plata, bueno, con el asunto de la pandemia se cortó, tengo un recuerdo muy hermoso, fue muy lindo, de verdad fue algo muy lindo.

 

¿Cómo sobrellevó estos meses sin poder actuar en su especialidad? Se trata de un sector que fue realmente muy afectado por todas las restricciones en la pandemia dentro del marco de las actividades artísticas existentes.

Rodolfo Ranni: Sí, viste que nuestro trabajo concentra mucha gente, fue imposible trabajar, nos agarró volviendo de la gira con “Burlesque”, con mi mujer viviendo en el departamento que tenemos en San Isidro. Con ella hicimos como una estrategia, a ver que pasa. Yo por mi experiencia de la infancia, lo tomamos como si fuera una post-guerra, luchemos con las armas que él espera que no usemos, entonces empecé a hacer gimnasia en la terraza, con mi mujer hicimos una granja en la terraza, si la enfermedad espera que nos encerremos en casa a mamarnos, vamos a tomar agua con limón. Si espera que voy a engordar por tenerme encerrado, comeremos de manera frugalmente, no exagerada, estoy dándote una imagen de la actitud frente a todo lo que nos sucedió. Hay que mirar para adelante, vamos a ganar sin dudas.

 

Da la sensación que esa estrategia planteada le rindió realmente muy bien.

Rodolfo Ranni: Sí, sin dudas, te digo, la verdad la pasamos bárbaro, en ningún momento hubo un bajón desde lo anímico.

 

Ranni

 

¿Los artistas fueron descuidados en estos tiempos de pandemia por quienes tienen alguna responsabilidad de protegerlos?

Rodolfo Ranni: No lo sé, honestamente no sé, yo creo más honestamente en el laburo, seguir adelante, estar en la huella, laburar y ganarse el pan. Me ofrecieron hacer algo por streaming, pero yo soy cero tecnología, soy actor del teatro con público, el teatro es con público, uno actúa y el resto lo hacen ustedes sentados ahí, porque el teatro sin público no existe, es algo estéril. Entonces no creo en otra forma de hacerlo. Hay gente que la ha pasado muy mal, yo creo que hay que seguir adelante.

 

Durante este tiempo donde se aflojaron las restricciones sanitarias, ¿recibió algún tipo de oferta para hacer algo en televisión?

Rodolfo Ranni: Hace un mes y medio, casi dos, acabo de terminar las filmaciones de la miniserie “El Marginal 4”, que creo que se estrena en la primera quincena de octubre por la Tv Pública y después lo emitirá Netflix para 140 países, ese trabajo se hizo en plena pandemia, con todas las restricciones y protocolos logramos salir adelante.

 

¿Cómo es participar de un ciclo de ficción que ha alcanzado tanta popularidad?

Rodolfo Ranni: Bueno, para mí es algo maravilloso, Lo único que te puedo decir, porque existe un contrato de confidencialidad, es que soy el nuevo director de la cárcel, nada más que eso es lo que puedo adelantar por ahora de esta ficción que es tan popular a nivel nacional. Mi papel tiene un rol muy destacado dentro de lo que ocurre en esta historia que cuenta la cuarta temporada de “El marginal”.

 

 

Está acostumbrado a la televisión tradicional. ¿Cómo ve el desembarco masivo en los últimos meses de las plataformas digitales?

Rodolfo Ranni: Que se yo, como recién te decía, soy cero tecnología, no soy muy de eso, a mí me gusta que me llamen por teléfono, pero me gusta también más escuchar la voz y mirar a los ojos, no soy de las plataformas, me gusta la televisión que nosotros hacíamos, cuando filmábamos cosas como “Nosotros y los miedos” o “Zona de riesgo”,eran ficciones que hacíamos en un período de tiempo más corto, ha cambiado la ficción, creo que es a nivel más fílmico que televisivo, creo que se ha perdido un poco la magia y la impronta de la televisión, el hacer las cosas en el hoy, en este momento, ya.

 

Usted había participado en la serie “El jardín de bronce” para la señal HBO.

Rodolfo Ranni: También, hice dos temporadas de “El jardín de bronce”, con mucho éxito, sé que tuvo mucha repercusión desde el momento en que estuvo al aire., logró una muy buena respuesta en lugares como España, por ejemplo.

 

 

¿Considera que este verano se podrá llevar a cabo una temporada de teatro más ligada a lo que consideramos la vieja normalidad?

Rodolfo Ranni: Aparentemente el aforo no va a estar y las salas estarán al 100 por ciento de su capacidad, para eso depende de que nos cuidemos, que la gente no afloje, porque si se viene la tercera ola, chau, volvemos todo para atrás. Tenemos que tener conciencia nosotros que laburamos, el público que es turista, la gente que se va ir de vacaciones, de seguir cuidándose, el barbijo es fundamental, no aflojar, sacárselo cuando uno está en su casa y nada más.

 

Por esto que está contando, ¿calcula que recién a mediados del 2022 recuperaremos la tan mentada “vieja normalidad”?

Rodolfo Ranni: Yo te diría que a fines del año que viene. Eso sucederá recién a fines del 2022, las vacunas van a ser cada vez mejores, después te vas a tener que vacunar como con la gripe o la neumonía, todos los años, pero creo que hasta fines del año que viene, normalizar, normalizar la situación, no va a ser así como se lo analiza, me parece que al terminar la próxima temporada podremos estar mucho mejor y cercanos a lo que era esa “vieja normalidad”. Digo esto porque ya está la variante “Delta”, apareció con cinco casos en Salta, hay que ir viendo el día a día de la situación, pero sinceramente hasta fines del año que viene la cosa no va a estar como siempre.

 

Ranni

 

Usted lleva efectivamente más de seis décadas al servicio de la buena actuación haciendo cosas distintas. No se quedó en un solo perfil interpretativo.

Rodolfo Ranni: Sí, en realidad son 70 años y un poquitito más, siempre he tratado de hacer dos o tres cosas distintas al mismo tiempo, porque creo que en mi trabajo no existe la especialización, no creo en eso de “actor de comedia”, “actor cómico”, “actor dramático”, un actor tiene que hacer todas esas cosas bien, para eso le pagan.

 

¿Cómo vive el amor que el público de este país siente por usted en todo este tiempo?


Rodolfo Ranni: ¿Y qué te parece? ¿Cómo lo puedo tomar?... con emoción, con naturalidad, yo creo que es así, debe ser así, porque uno entrega las cosas así. A mí no me sorprende que alguien haga bien su trabajo, lo que llama la atención es que lo haga mal. Siempre trato de hacer dos cosas distintas al mismo tiempo para que la gente sepa que uno puede hacer todo. Estoy en gira y yo siento el cariño de la gente, el respeto. Y cuando me regalan unos salamines picado grueso con más razón todavía (risas).

 

Desde el año 1947 usted vive en este país. Desde las primeras décadas el público y toda la gente de este país le concedió esa automática “doble ciudadanía”. ¿Qué significa ser argentino?

Rodolfo Ranni: ¿Qué te parece?, yo soy y quien soy acá. Arranqué acá, llegué acá, nacer, nací acá para ellos en ese aspecto. No es poco. Cuando arranqué a mediados del siglo pasado en este país no tenía ni la más mínima idea de lo que iba a pasar, cuando era chico y me hablaban de América, yo pensaba en New York. Cuando llegué a Buenos Aires, lo primero que dije fue “dónde están los rascacielos” (risas), por suerte me crie en la esquina del edificio “Cavannah”, así que lo veía todos los días. Ser argentino es una cosa realmente maravillosa.

 

¿Le hubiera gustado desarrollarse profesionalmente en New York?

Rodolfo Ranni: Sí, eso puede ser parte de una fantasía, pero nunca lo pensé seriamente, yo estoy acá, me tocó acá y uno en la vida tiene que seguir adelante donde está.

 

En nuestra televisión abierta de estos últimos años han surgido varios reality-shows sobre gastronomía o tareas culinarias, con la presencia de gente amateur o también con famosos metidos a este desafío. De alguna manera usted fue un precursor porque tuvo un ciclo en la tv donde mostraba sus conocimientos, ¿no?

Rodolfo Ranni: Sí, lo recuerdo, eso surgió porque en el recordado programa “Los Machos” mi personaje cocinaba y cuando Karlos Arguiñano dejó de hacer televisión en Argentina me lo propusieron, fue algo que me divirtió, pero un punto te puedo decir que yo más que cocinar o preparar cosas, contaba anécdotas de mi infancia, diríamos que interpreté a un cocinero televisivo, pero no es lo mío. Tengo recuerdos maravillosos de esa época de Karlos Arguiñano, porque a mí eso me permitió hacer cuatro años ese programa con mi familia en España, dije “yo lo hago, pero si lo hago como lo hace Arguiñano”, que viene a la Argentina, graba 50 recetas y se va. Me lo permitieron y eso me generó pasar la bella experiencia de vivir en Europa unos cuatro años.  No soy un especialista, no soy un novato, tengo experiencia y me gusta cocinar, cocino normalmente, lo hago para para mi familia, cocino todos los días.

 

Ranni

 

¿Lo sorprende que este momento tan particular de la televisión argentina en medio de una pandemia haga certero hincapié en dicho enfoque culinario?

Rodolfo Ranni: Yo no sé si es fenómeno culinario, porque creo que tiene que ver con los gastos de producción, es mucho más barato eso que hacer una ficción. Reúnen a actores, deportistas y otras especialidades, cada uno se la rebusca, viejo, este es el “momento del rebusque”, totalmente.

 

¿Lo convocaron para participar del ciclo “Masterchef Celebrity Argentina”?

Rodolfo Ranni: Sí, en la primera edición. Después desistieron por mi edad, porque en pleno tiempo de covid me contagiara, pero después surgió que me citaron para estar en el segundo, pero no tuve noticias. Ahora no tuve llamados para participar de la tercera edición del programa, además no podría hacerlo porque yo estoy muy ocupado con la gira de “Divino Divorcio”, mi laburo cotidiano es la gira, son muchos kilómetros y no podría, realmente no suspendería un día de la gira para poder grabar este programa.

 

¿Si el año que viene lo llaman para una nueva temporada, le gustaría estar?

Rodolfo Ranni: En este momento te diría que no lo pienso, no sé qué me puede pasar el año que viene, pero creo que la respuesta sería no, no soy muy amigo de los realitys, no me veo con el alocado ritmo que llevan los participantes en cada preparación.

 

¿Qué plato lo consagraría campeón cocinando en su casa para su familia?

Rodolfo Ranni: (risas) Cosas distintas, nosotros comemos comida china, comida árabe, las mejores empanadas árabes las hacemos nosotros en casa y ninguno de nosotros es árabe, pero aprendí a hacerlas, me críe ahí en Charcas y San Martín, donde había un hornito con un árabe que hacía empanadas, en casa hacemos de todo, no hay una especialidad, es tratar de hacer bien lo que a uno se le ocurre.

 

Por los conocimientos que habitan en usted, sería un candidato a campeón muy fuerte en una edición de “Masterchef Celebrity Argentina”.

Rodolfo Ranni: No sé, no sé, por ahí lo divertido es ver a gente cocinando que no sabe nada de cocina y para uno es un compromiso. Para el que sabe algo de cocina, ese ciclo es un compromiso.

 

¿Qué expectativas tiene sobre lo que ocurrirá en el país? Estamos a menos de 45 días de la elección definitiva en medio de una pandemia, un hecho bastante insólito, ¿no?

Rodolfo Ranni: Mirá, es lo que hay y la gente decidirá. Eso es inapelable. Lo que decida la gente es inapelable, no tiene discusión. Así que lo que decida la gente, será.                       

 

 

Imágenes: TélamAsoc. Argentina de Actores / Prensa Agencia AGW.

Fecha de Publicación: 30/09/2021

Compartir
Califica este artículo
0/5

Te sugerimos continuar leyendo las siguientes notas:

Marcela Morelo 1 Marcela Morelo: “Ser argentina es algo muy hermoso”

Temas

cat1-artículos

¡Escribí! Notas de Lector

Ir a la sección

Comentarios


No hay comentarios

Dejar comentarios


Comentarios

Arte y Literatura
Norah Lange Alguien para no olvidar, Norah Lange

Musa de la primera vanguardia histórica argentina, la escritora es mucho más que la mujer que enloqu...

Historia
Batalla de Cepeda Batalla de Cepeda. Deseo que los hijos de Buenos Aires sean argentinos

Un vencedor de Cepeda Justo José de Urquiza exclamaba pacifista en la iglesia de San José de Flores...

Historia
Instituto Bernasconi Instituto Bernasconi. Una Sorbona para la Enseñanza Primaria

Se cumple un siglo del inicio de la construcción del Palacio Escuela de Parque Patricios. Martha Sal...

Empresas y Negocios
Taragui Taragüi: cómo llegó a convertirse en la yerba más elegida por los argentinos

Durante varias generaciones, la familia Navajas intentó cultivar yerba mate. A pesar de que el prime...

fm-barcelona

Artículos


Quiero estar al día

Suscribite a nuestro newsletter y recibí las últimas novedades