Ser Argentino. Todo sobre Argentina

“Argentina 1985” va por el “tricampeonato” del Óscar

La película de Santiago Mitre que representa a nuestro país fue nominada como “mejor film extranjero”, pero su principal rival acumula nueve nominaciones, incluida también la de “mejor película” en la categoría mayor. Nuestro pálpito.

Los efectos y particulares coincidencias juegan un muy determinante papel en las últimas semanas, después que Argentina rompiese el maleficio obteniendo la tercera Copa del Mundo en Qatar, meses en los que paralelamente el largometraje Argentina 1985” vino superando las instancias previas a la selección final para los Premios Óscar. Una película de nuestra nación, que cuenta con Ricardo Darín en el papel protagónico, fue la última que le permitió a Juan José Campanella alzarse con la estatuilla a “mejor film en lengua no inglesa” por “El secreto de sus ojos” en el 2010, y ahora vuelve a despertar expectativas en los que siguen la actividad cinematográfica argentina, cuando otro film con este talentoso actor vuelve a quedar nominado para la entrega de la Academia de Hollywood. La ceremonia se llevará a cabo el próximo domingo 12 de marzo a las 21:00 horas en el Dolby Theatre, transmite TNT, y cerca de la medianoche será triunfo o calabaza.

Muchos factores se conjugan para que el entusiasmo de fans del cine argentino cobre una dimensión importante, pero más que nunca habrá que balancear todo lo sucedido para no creernos lo mejor del mundo si la película de Santiago Mitre gana, o sostener enfurecidos ante una potencial derrota que somos la peor escoria del planeta. En esta oportunidad este largometraje argentino llega a la alfombra roja de los Premios Óscar con el gran empuje que significa haber triunfado en la misma categoría de los Golden Globe, además de haber estado nominado en los “Critics Choice Awards” en ese rubro. La producción que tiene a Ricardo Darín y Peter Lanzani como protagonistas, recorre los últimos meses con el fuerte respaldo de haber ingresado en la nominación de los Premios Goya y también los BAFTA, dos destacadas premiaciones que ocurrirán antes del domingo 12 de marzo. Si el largometraje sobre el juicio a las juntas militares vence en la entrega británica, arribará al Teatro Dolby de Los Angeles con firmes chances de repetir ese resultado en los Estados Unidos.

Los rivales que enfrentará la producción argentina

De los cuatro films  que “Argentina 1985” enfrentará esa esperada velada hollywoodense  con lujos y glamour por doquier, una sobresale por su contexto, producción y obviamente por la empresa que la respalda. “Sin novedad en el frente” es una realización alemana que cuenta la vida en batalla de los soldados nazis, un profundo alegato antibélico que logró el premio principal en los “Critics Choice Awards” venciendo a la película argentina, drama que exhibe los severos padeceres de los soldados en los campos de guerra. Tiene un total de nueve nominaciones para los Óscar, incluída además la de mejor película en la terna de largometrajes en lengua inglesa, lo que la ubica como un rival de peso cuando llegue el momento de la votación. El largometraje argentino consiguió vencerla en los “Globos de Oro” en Estados Unidos, perdiendo con la misma a los pocos días en los “Critics Choice Awards”, una batalla pareja donde se repartieron los triunfos. La película alemana que en su producción cuenta con apoyo norteamericano, fue producida por la plataforma Netflix, lo cual significa que en Estados Unidos la fuerte presión y el lobby por acceder al premio mayor la ubicará bastante cerca de lograrlo.

Las otras tres producciones que participan en la categoría “mejor largometraje en idioma no inglés” son la belga “Close”, la irlandesa “The Quiet Girl” y la polaca “EO”. Este trío de realizaciones también tienen lo suyo y llegan a la entrega de los Oscar con destacados avales para conseguir el premio, pero en menor proporción que la película bélica que los alemanes presentaron para esta competición. La película germana ganó dos “European Film Awards” y tiene 14 nominaciones en los BAFTA. La producción belga llegará a las escaleras del Dolby Theatre con el honor de haber obtenido el Gran Premio en el Festival de Cannes y haber estado nominada en los “Globos de Oro”.

El largometraje irlandés por su parte obtuvo un “European Film Awards” y tres premios en el Festival de Valladolid, en tanto que la polaca ganó el Premio del Jurado del Festival de Cannes.

La tendencia de los votantes y el lobby comercial

La pregunta que todos se hacen por estas horas se cae de maduro. ¿Cuáles son las chances que tiene la película “Argentina 1985” para obtener el premio en su categoría? Evaluando la forma de proceder que tiene el amplio jurado de la Academia de Hollywood, no existen medias tintas en cuanto los porcentajes. Si los votantes del Óscar se sienten seducidos por el film alemán “Sin novedad en el frente”, lo más probable es que no solo gane dentro del rubro “mejor película en lengua no inglesa”, sino también en la máxima categoría de film tradicional, amén de otros premios secundarios que pueda conseguir. Este fenómeno tuvo su referencia más cercana con la película coreana “Parásito”, que obtuvo tanto el premio a la mejor película en idioma no inglés como la máxima categoría tradicional, una jornada donde los pronósticos previos se hicieron trizas ante la oleada de votos que consiguió este film oriental. Otra ventaja muy fuerte con la que cuenta la producción de Alemania, es que la misma está respaldada financieramente por la famosa plataforma Netflix, con todo lo que significa a nivel de lobby e influencias para torcer el paladar de los votantes.

Puesto así, parecería que la película de Santiago Mitre llega a la alfombra roja con escasas chances de pegar el golpe definitivo, pero en verdad resulta todo lo contrario, porque con su principal rival involucrado en las dos categorías de “mejor película”, la dispersión que los jurados pueden llegar a cometer a la hora de expresar sus preferencias, terminaría por esas cosas del destino dándole una enorme victoria contra los pronósticos. Si el jurado no maniobra sincronizado en sus preferencias y prefiere priorizar la victoria del largometraje germano en una determinada categoría, algo que resulta factible, esa división de votos con respecto al film europeo podría dejarlo por debajo de los votantes que respalden el film de Santiago Mitre. Las chances para que esto ocurra no son tan complejas, entendiendo que a poco de definirse la postura de los votantes, influirá la presión de Netflix para que el film alemán sea votado en ambas categorías de mejor película. El haber ganado el premio más importante en los Golden Globe, asoma como referencia destacada para la argentina, pero recién cuando se entreguen los premios BAFTA, habrá una tendencia de voto más reconocible.

Argentina obtuvo dos premios a lo largo de la historia: el primero en recibirlo fue Luis Puenzo cuando ganó el film “La historia oficial” en 1986, en tanto que el director Juan José Campanella vivió similar experiencia cuando “El secreto de sus ojos” ganó en 2010. Con el empuje de los premios previos y la sensación de tener en esta ocasión un buen largometraje para la competencia más importante del globo terráqueo, “Argentina 1985” irá por el tricampeonato del Óscar, un sueño que no parece estar tan alejado como en anteriores temporadas. El staff del film, según pudo saberse, no para de cantar “Muchachos, nos volvimos a ilusionar” y razones en apariencia no faltan.                       

 

Imágenes: Redes Amazon Prime Video

Rating: 0/5.