Ser Argentino. Todo sobre Argentina

El día que Maradona se fue expulsado de Mendoza

En su primera visita a nuestra provincia, Maradona jugó un amistoso contra Gimnasia y Esgrima. De tanto insultar al árbitro, se fue expulsado.

Diego Armando Maradona tenía 18 años cuando visitó por primera vez la provincia de Mendoza. Fue en el marco de un partido amistoso entre su equipo, la Asociación Atlética Argentinos Juniors, y Gimnasia y Esgrima de Mendoza, que se disputó el 14 de junio de 1979. Más allá del resultado, el dato anecdótico es que el Diez pecó de bravucón y se fue expulsado.

El Lobo mendocino se había ganado el respeto de los grandes del fútbol argentino, al obtener resultados importantes como el 5 a 1 a Boca, en 1978. Por eso, Argentinos Juniors se tomó muy en serio aquel encuentro, disputado en el estadio Ciudad de Mendoza, hoy llamado Malvinas Argentinas. Maradona estuvo desde el arranque, demostrando chispasos de un verdadero diamante en bruto.

El verdadero protagonista

A parte de los dos equipos, en la cancha se destacaba la presencia de Rafael Bogdanowsky. No por su apellido, que de por sí es sobresaliente, sino por ser el árbitro más ponderado de Mendoza y uno de los más destacados del país, en aquel entonces. Tenía presencia, temperamento y buena reputación.

Pero Diego estaba fastidioso. Ningún fallo del árbitro mendocino lo convencía. Así, de a poco, fue quejándose de cada decisión arbitral, con un insulto de posdata. Hasta que, a los 35 minutos del complemento, Bogdanowsky dijo "basta". Se echó la mano al bolsillo y le mostró la cartulina roja a un pibe de 18 años, de Argentinos Juniors. Obviamente, nadie pensaba que ese joven se convertiría en la majestuosa figura que luego fue Maradona. Por eso no le tembló el pulso y Diegote se fue expulsado.

Pese a ser un partido amistoso, la Asociación del Fútbol Argentino fue muy dura con la sanción. Maradona fue expulsado por 6 partidos, los cuales tuvo que mirar desde la tribuna. Ante esta decisión, la dirigencia de la paternal, disconforme, amagó con iniciar acciones legales contra la AFA, algo que nunca se concretó. Definitivamente, se le estaba dando una lección de vida a un joven futbolista. Pero que, tal vez, con el diario del lunes, podemos decir que nunca la aprendió, dada la rebeldía que Maradona mostró durante toda su carrera.

Dirigía en alpargatas

En su retorno a Buenos Aires, Maradona fue consultado por la decisión del colegiado mendocino y por haber sido expulsado. A esto, Diego, con la viveza que lo caracterizó siempre al momento de declarar, respondió: “Me expulsó un árbitro que dirigía en alpargatas”.

Otra visita del Maradona

Corría el mes de agosto del año 2013 y el crack mundial llegó a General Alvear para participar de un partido de exhibición frente a un combinado local. El 30 de agosto de ese año, Diego Armando Maradona desplegó toda su magia y fue ovacionado por 4000 personas que lo despidieron de pie en el polideportivo “Deportistas Alvearenses”.

Junto a Sergio Goycoechea, jugó un partido exhibición frente a un combinado local, ganando 7 a 3 y marcando un golazo al ángulo, aunque desperdició dos penales que le atajó Mauricio Troyas, quien en ese momento era Secretario de Gobierno del exintendente Juan Carlos De Paolo.

Rating: 0/5.