clima-header

Buenos Aires - - Lunes 18 De Octubre

Home Gente Deportes Copa América: en un torneo de selecciones devaluadas, Argentina fue la menos mediocre

Copa América: en un torneo de selecciones devaluadas, Argentina fue la menos mediocre

La primera competencia de equipos nacionales jugada en medio de una pandemia generó el quiebre de la racha negativa del equipo argentino, pero el resultado alcanzado en Brasil puede volverse en contra para un futuro campeonato con rivales de mayor prestigio.

Deportes
Copa América

Minutos antes de la medianoche argentina y cuando el 11 de julio tocaba la puerta, luego de 28 años, la racha negativa que la selección argentina ostentaba sin conseguir la Copa América se quebró para tranquilidad de algunos cuantos, tras el escueto resultado de solo un gol de ventaja alcanzado en el estadio Maracaná frente a una de las peores versiones del scratch brasileño en la historia del fútbol carioca que se tenga memoria. Luego de la victoria que muchos celebraron más como el primer título de Messi con Argentina, que un campeonato continental para nuestro seleccionado, naturalmente el triunfalismo y aquella ola de opiniones lapidarias que se emiten cuando sucede un hecho así, pretendieron darle a lo conseguido un tono épico y filo dramático, cuando en realidad se trató de una batalla entre dos selecciones nacionales de pobrísimo nivel futbolístico en la actualidad. Ganar en la batalla final más esperada significó una enorme gota de alivio para el equipo argentino, algo que se entiende: en 107 partidos entre ambos, Brasil ganó 43, empataron 25 y nuestra selección se llevó la victoria en 39 ocasiones, sumada la del último sábado.   

Messi Copa

El campeonato que estuvo a punto de jugarse en Colombia y Argentina como sedes de la confrontación continental, pero que por cuestiones sanitarias debió trasladarse de urgencia a cuatro sedes en Brasil, país que a pesar de los graves y dramáticos problemas que sufre con la ola de COVID 19 desde principios del año pasado finalmente se las ingenió con buen equilibrio y calma para organizarla casi de apuro, finalmente encontró al seleccionado que dirige actualmente Leonel Scaloni levantando la copa antes que comenzara el domingo 11 de julio, tras culminar un torneo donde la totalidad de las selecciones participantes mostró un nivel futbolístico paupérrimo para una futura confrontación internacional. Si algunos pensaban que esta era la ocasión para exhibirse ante sus rivales, mirando a Qatar 2022, probablemente ahora estén reconsiderando muchas cosas negativas ante lo ocurrido.

¿Por qué Brasil llegó a la final? En los primeros partidos hizo valer su experiencia en esta clase de competiciones, más jugadas en suelo local, pero con el correr de los partidos fue de mayor a menor mientras recibía ligeras ayudas de arbitraje o fallos que en otro partido jamás hubiesen sido cobrados. Si bien fue justo finalista por los méritos acumulados en su grupo y su consistencia en las siguientes rondas de eliminación, este equipo que dirige sin gran convicción el DT Tite está desgastado, sin la motivación necesaria para conseguir un título de importancia y subestimando a los rivales, como si solo con mencionar su nombre en una planilla los contrarios comiencen a temblar llenos de pánico. Nada que ver, el once carioca es un escuadrón de inútiles que agrandaron rivales inferiores y que en la gran final mostraron que los títulos seguirán pasando de largo con este juego sin contundencia.

Di Maria

Leonel Scaloni logró en este breve campeonato lo más importante que puede conseguir un director técnico frente a un plantel que venía con una estruendosa sequía de títulos, o sea, convencerlos que no hay logros imposibles y que la cohesión entre el cuerpo técnico y los que salen al campo debe ser cimentada segundo a segundo con obediencia en la táctica y calma en las situaciones difíciles. Parte de eso lo consiguió en los partidos de su grupo, un camino allanado por equipos inferiores donde tampoco vivió exigencias destacadas en ninguna de las confrontaciones, a excepción del debut frente a Chile, donde los jugadores sucumbieron a la encerrona táctica de los trasandinos, que volvió a rendirles fruto frente al equipo argentino. El desarrollo de la fase de grupos fue un camino donde Argentina sin rivales de peso comenzó a ganar confianza, algo fundamental en estos torneos cortos.

A juzgar por los resultados acontecidos, probablemente la final para el equipo dirigido por Scaloni se jugó un partido antes, match que Argentina superó con eterno sufrimiento después que Emiliano Martínez mostrara su calidad atajando penales, encuentro donde los colombianos le encontraron la fórmula al equipo sudamericano para neutralizar a Messi y sus socios. Argentina nunca fue superior a Colombia, rival que por esas cosas del destino tuvo la desdicha de jugar la llave equivocada, porque muy probablemente los cafeteros se hubiesen alzado con un triunfo frente a Brasil de haber chocado en semifinales. Jugando a tres cuartos de máquina, cuando la exigencia lo reclamó, el seleccionado argentino sufrió la remontada colombiana y recién en los penales pudo gritar victoria, cuando todos en su interior no descartaban que la noche pudo haber sido para el equipo centroamericano.

¿Por qué ganó Argentina la final? En un partido equilibrado o incluso sufriendo bastante los últimos veinte minutos, pudo más la consistencia defensiva del equipo blanquiceleste manteniendo la posesión del balón en los momentos adversos, frente a un rival que jamás le encontró la vuelta a esta táctica no demasiado pretensiosa, donde los volantes sumaron marca para mantener el escaso 1 a 0 conseguido en la primera etapa. Brasil está realmente muy lejos del nivel que tuvieron anteriores selecciones y nadie en sus cabales se anima a pronosticar que este equipo pueda ser candidato el año que viene en el próximo Mundial en suelo árabe. Conviene no engañarse, Argentina le ganó a un “equipo B” del escuadrón que en otros torneos hacía sentir su chapa y buen fútbol en el primer cuarto de hora. Los brasileños quedaron en deuda y el empate con Ecuador fue una alerta no comprendida.

Messi DiMaria

¿Por qué perdió Brasil una final que pudo ganar sin sufrir? Sin dudas los jugadores de la escuadra canarinha deberán pasar por una revisión psicológica fuerte, porque la decisión emocional de subestimar a sus rivales y hacer ostentación de un poderío inexistente, les terminó jugando en contra durante todo el torneo. Los campeonatos no se ganan con la chapa y algún prestigio del pasado, como pudo haber ocurrido en alguna competición de otras épocas, sino con el hambre de triunfo y títulos que nunca exhibió el scratch local en esta devaluada edición del campeonato continental. Si Brasil quiere ir por el sexto título tendrá que cambiar su óptica mental y deportiva, porque en esta competición demostró a sus seguidores que está para clasificar en las zonas de grupos y luego pasar un papelón a manos de algún rival no demasiado calificado camino al deseado título mundial.

¿Cuánto cambia la opinión del público sobre Ángel Di María y Sergio Agüero después de la conquista en Brasil? Si bien en este torneo sus participaciones fueron escuetas, dejaron un mejor sabor deportivo, si bien hay que tener en cuenta que los rivales de este torneo en líneas generales fueron vulgares y devaluados. Con un Messi que liberado de habituales e insufribles presiones que su entorno genera en esta clase de competencias, jugó bastante menos tensionado por las circunstancias, los delanteros de Argentina tuvieron un socio de mejor equilibrio a lo largo de los 90 minutos para abastecerlos, algo que no aprovecharon en la casi totalidad de los casos, a excepción del lacónico gol que definió el torneo frente a su rival de siempre. Auto expulsados por sus nefastos rendimientos en los mundiales, la suposición es que llegarán como fija para Qatar 2022. ¿Será eso una valiosa ventaja?..

Aguero

Un párrafo aparte para Neymar, un verdadero bochorno para los hinchas brasileños, que nunca jugó a su verdadero nivel y que mostró en este torneo una exhibición mediática que nunca se correspondió con los resultados de su equipo. Este Brasil jugó de a ratos con una dejadez preocupante, y su volante es una verdadera e inocultable deshonra para todos los monstruos que alguna vez se calzaron la legendaria blusa verde-amarilla con el 10 en la espalda. Jugando un show para los medios con su amistad con Messi, se olvidó que en la cancha lo ponen para ganar y no para hacer felices a sus amigos en Europa. Mostrando todo el tiempo una entrañable relación con su máximo oponente en la cancha, mostró algo que ningún deportista debería efectivizar, es decir dejar que sus afectos prevalezcan por sobre el objetivo de la institución en la que brinda servicios. Un bochorno impresentable para este mediocampista brasileño que no ganó ningún mundial hasta el momento.

¿Qué puede esperarse de la selección argentina después de esta conquista? Sería una gran tragedia que Argentina no clasifique en su grupo frente a rivales tan inferiores, pero las cosas están programadas como para que el equipo de Scaloni consiga una de las butacas para la competencia de noviembre de 2022. Habrá que ver si la confianza que ganaron los titulares de este torneo les permite madurar como equipo, apoyados en algunos jugadores que mostraron lo suyo, tal el caso de Emiliano Martínez, un puntal en el arco que mostró que Armani está fantástico para mirar los partidos desde el banco. Si Argentina se sube al triunfalismo que provocan estos logros, comenzará a activar una bomba de tiempo que lo más probable es que detone durante la fase decisiva de Qatar 2022, algo a lo que todos los hinchas argentinos están acostumbrados en los últimos veinte años de competencia.      

 

Imágenes: Redes AFA Selección Argentina

Fecha de Publicación: 14/07/2021

Compartir
Califica este artículo
0/5

Te sugerimos continuar leyendo las siguientes notas:

selección argentina Selección Argentina: del pánico por la nueva Superliga a un saturado calendario por eliminatorias y Copa América
Estadio Único de Santiago del Estero El imponente estadio santiagueño, para la Copa América

Temas

cat1-artículos

¡Escribí! Notas de Lector

Ir a la sección

Comentarios


No hay comentarios

Dejar comentarios


Comentarios

Historia
La televisión La tele-visión antes de la Tele

Los primeros ensayos antes de la transmisión inaugural del 17 de octubre de 1951. Aunque empezó con...

Historia
Juan Lavalle Juan Galo Lavalle. Un corazón con espada

Un guerrero incansable de la Independencia Americana se transformó en la espada de una de las faccio...

Historias de gente
Guillermina Pilar Plá Nueve meses para amarme

La historia de Horacio Lascano y su mamá, Guillermina Pilar Plá, de 102 años

Espectáculos
Julio Chávez Julio Chávez: “Es muy hermoso nuestro oficio y lo disfruto segundo a segundo”

Este domingo a las 23 horas comenzará a exhibirse la segunda temporada del unitario “El Tigre Verón”...

fm-barcelona

Artículos


Quiero estar al día

Suscribite a nuestro newsletter y recibí las últimas novedades