Skip to main content

¿Por qué le buscamos la quinta pata al gato?

Cuando las cosas nos salen mal, nos quejamos, lógico. Cuando las cosas nos salen bien… dudamos. ¿Por qué le buscamos la quinta pata al gato?
Cómo hablamos
Cuando las cosas nos salen bien… dudamos.
15 octubre, 2019

Cuando las cosas nos salen mal, nos quejamos, lógico. Pero, cuando las cosas nos salen bien… un poco dudamos. Creemos que algo más debe haber detrás, que no puede ser tan fácil. Seguro de algo nos estamos perdiendo. Es en ese preciso instante cuando alguien (un familiar, un amigo) aparece con la frase que describe a la perfección lo que estamos haciendo. Y nos dice: “Le estás buscando la quinta pata al gato”.

La quinta pata al gato. El gato tiene cuatro patas, eso lo sabemos todos. Buscarle una quinta es, al menos, ridículo. Sobre todo porque, si la tuviera por algún tipo de malformación, estaría ahí a la vista. Sería lo primero que miraríamos de ese gato. No habría necesidad de buscarla. Si la buscamos, es porque no la vemos. Si no la vemos, es porque no está. Pero nosotros, en nuestro empeño de no creer que las cosas pueden ser tan simples, nos enredamos. Desconfiamos, nos enroscamos y, lo que es peor, no terminamos de disfrutar cuando las cosas salen bien y ya.

A veces no existe la quinta pata. A veces tenemos suerte o logramos lo que nos merecemos, y eso es todo. Nos cuesta relajarnos, pero qué tanto más fácil sería todo si pudiéramos hacerlo de vez en cuando. Basta de buscarle la quinta pata al gato. Basta de pensar que no nos puede pasar a nosotros. Basta de creer que no puede estar todo tan bien. A veces, simplemente, sucede.

No votes yet.
Por favor espere.....

Un comentario para “¿Por qué le buscamos la quinta pata al gato?”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede interesar

X