Skip to main content

Los afroargentinos existen

Vamos a derribar dos mitos: que no hay afroargentinos y que los argentinos no somos racistas. Y, de paso, te presentamos a Louis Yupanqui.
Así somos
Louis-Yupanqui
17 octubre, 2019

Es común escuchar a los argentinos decir que acá no somos racistas. Contradictoriamente, también es habitual escucharlos decir –casi con orgullo– que entre nuestros coterráneos no hay gente de raza negra. Ambas cosas, sin embargo, son mentira: hay afroargentinos y también hay (muchos) racistas. Para entender esto un poco mejor, te vamos a presentar a Louis Yupanqui.

Primero lo primero. Existen los afroargentinos: el Censo Nacional 2010 registró 149.493 personas afrodescendientes. Además, según algunos estudios, el 6% de los argentinos tiene un gen afro. Tienen, incluso, un día: el 8 de noviembre es el “Día nacional de los afroargentinos y la cultura afro”, que se celebra en honor a María Remedios del Valle, una afrodescendiente que participó en la guerra de la Independencia. También existe la Asociación de Afroargentinos Misibamba, que reúne a afroargentinos del tronco colonial.

La población afro en Argentina, sin embargo, es menor a la de otros países de la región, y esto es por motivos históricos. Por un lado, los afrodescendientes fueron enviados a morir en las guerras del siglo XIX, especialmente en la de Paraguay. Por otro, fueron víctimas de las epidemias de cólera y de fiebre amarilla. Los que quedaron, fueron mezclándose con los criollos y su genética se fue desdibujando. Pero están. Siguen presentes.

Un influencer muy especial

Louis Yupanqui tiene 20 años y es uno de los pocos militantes afro que hay en la Argentina. Desde sus redes sociales, se define como activista negro/afro, porque participa activamente contra el racismo, y activista LGBT, porque también participa a favor de los derechos de ese colectivo social.

Louis Yupanqui es hijo de dos peruanos: su madre es de ascendencia afro y su padre es descendiente de indígenas. Se crio en Vicente López (Buenos Aires) y, desde chico, tuvo que enfrentarse a una dura realidad: la del racismo. Fue por eso que decidió hacer suya esta lucha y darle visibilidad a la comunidad afroargentina. Junto con Jennifer Parker, otra influencer, es parte de Alto Quilombo, un grupo de jóvenes afro.

Vale la pena darse una vuelta por sus redes y adentrarse un poco en esta realidad, para tomar conciencia de que, aunque muchas veces no queramos verlo, el racismo es parte de nuestro día a día. Y eso tiene que cambiar.

No votes yet.
Por favor espere.....

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede interesar

X