Ser Argentino. Todo sobre Argentina

Lo que deja un gran artista

El legado de Juan Arancio en la cultura santafesina es muy grande. Aunque fallecido, es un artista emblema de Santa Fe.

Puede ser una afirmación arriesgada, pero no está lejos de la realidad asegurar que nadie pintó a las orillas del litoral argentino y a su gente como el artista plástico santafesino Juan Arancio. Falleció en Santa Fe hace un año. Vivió toda su vida en la misma casa de Barrio Alfonso, donde nació en 1931.

Sus motivos costeros llegaron a todo el mundo representando, como nadie, a la idiosincrasia de los pescadores de Santa Fe. Cuando yo pienso en Juan Arancio, veo el dibujo de un niño con pantalón de pescador, patas en el agua, chuza en mano y una remera de Colón. Imágenes imborrables del inconsciente colectivo santafesino.

Un currículum difícil de resumir

Su carrera lo llevó a grandes revistas, ilustrando argumentos propios como Corso Pete, Puño de Hierro, Poncho Negro, Vida Escolar; temas gauchescos: Intervalo, El Tony, Anteojito, Clarín. Sus historietas también salieron muchos años en el gran diario argentino y en El Litoral, principal periódico de Santa Fe.

Se dio el lujo de trabajar en Disney, en los Estudios Fleetway de Inglaterra y en la editorial Scorpio de Milán.

Más allá de su riqueza artística, quizá su legado sea también tan grande en la faz moral. Cuando se produjo el conflicto armado entre Argentina e Inglaterra, decidió prescindir de contratos con de ese país, perdiendo así las retribuciones por sus ilustraciones, porque sintió que así se identificaba “con una causa justa y era coherente con la valoración del sacrificio de los chicos que entregaban sus vidas en el Atlántico Sur en defensa de la soberanía sobre aquellos territorios australes”.

A pesar de padecer el mal de Parkinson, Arancio no dejó de producir. “Está de buen ánimo y solo quiere pintar, aunque tiene algunos días en que está poco estable y se decae; hay otros en que sale adelante y nos regala su trabajo”, contaba a otro medio santafesino su nieta, poco antes de que Juan se fuera de este mundo.

Rating: 0/5.