Ser Argentino. Todo sobre Argentina

La forma más rica de comer verdura

Los buñuelos de acelga son un clásico. Simples y rendidores, son un éxito entre los amantes de la verdura y entre los que no la aman tanto.

Los buñuelos de acelga llegaron a nuestro país de la misma forma que muchas de nuestras recetas más clásicas: en barco. En particular, en los barcos que llegaban de España. A decir verdad, los buñuelos de verdura pueden variar su ingrediente principal. Los hay de acelga, de espinaca, de coliflor… Pero los buñuelos de acelga son, sin dudas, uno de los más tradicionales en todas nuestras cocinas.

Se trata de una forma simple y rica de incorporar verdura, incluso para quienes no son fanáticos. Y, claro… la fritanga embellece cualquier receta. Se pueden servir de entrada, antes del plato principal, o como guarnición. Lo cierto es que estos bocaditos fritos de verduras enamoran a cualquiera. ¿Querés probarlos en casa? Te dejamos la receta.

Ingredientes

Preparación

  1. Lavar la acelga y separar las pencas de las hojas. Poner las hojas, con el agua del lavado y un poco de sal, en una olla. Cuando estén tiernas, colar y reservar.
  2. En una sartén, rehogar la cebolla y el ajo picados hasta que transparenten. Reservar.
  3. En un bowl, batir los huevos y agregar la acelga picada, la cebolla y el queso rallado. Ir agregando la harina de a poco, sin dejar de revolver. Si la preparación queda muy espesa, agregar un poquito de leche.
  4. Calentar el aceite, formar bolitas con la preparación (no más grandes que una cuchara de postre) y freír de a pocos a la vez. Cuando se hayan dorado de un lado, dorar del otro.
  5. Retirarlos y colocarlos sobre papel absorbente para que escurra el aceite.

Algunos tips

Rating: 0/5.