Ser Argentino. Todo sobre Argentina

En vinos, primero Argentina y segundo...

Un vino argentino coronado como uno de los mejores y en uno de los bastiones mundiales del vino: Francia.

Vos imaginate la carita del pobre francés que tuvo que pronunciar el nombre de un vino argentino al reconocer a uno de los mejores de su categría... este año y en la propia Francia. El dueño del diario que hizo el concurso debería solventarle sin lugar a dudas un año de psicólogo. Porque los franceses aparte de mala onda tienen fama de agrandados. Y no solo tengo testigos presenciales de lo destruídos que estaban al perder la final que se creían la tenían en el bolsillo, sino que además estamos hablando de un producto en el cual son realmente líderes mundiales. Porque no podemos cometer ni la torpeza ni el pecado de reconocer que hacen unos vinos bárbaros, más allá de haber dado origen a varias uvas. Entre ellas el Malbec, que en algún momento de la historia descartaron y sacaron de la producción masiva después de una larga sequía. Si tuviste la oportunidad de probar alguno sabés de qué hablo. Y si no la tuviste aún, no la pierdas el día que puedas. Sobre todo con los vinos con carácter y cuerpo. Que son como ellos, ¿viste? Como impetuosos y fuertes de entrada, casi rústicos. Yo personalmente para un vino más elegante prefiero a los del norte de Italia o a los de Montepulciano. Elegantes como los tanos del norte.

La famosa bodega argentina

Es una nota sobre vino, acabo de recordar. ¿Y qué bodega más propia para llevarse un premio en el exterior que Catena Zapata? Concuerdo con que hay varias bodegas argentinas de nivel internacional; o al menos con productos de nivel internacional. Pero el señor Catena fue el precursor en el tema de producir vinos atractivos al paladar más refinado. Es uno de los grandes responsables de la revolución del vino argentino. De pasar de una cosa de corte como eran los genéricos que consumíamos hasta la década del 80 a la calidad del Malbec y de otras variedades que se producen localmente hoy en día. Me acuerdo de que en casa cuando mi viejo quería descorchar un gran vino abría un Don Valentín Lacrado de Bianchi o un Borgoña. Hoy hay vinos muy superiores. Más de tres mil quinientas etiquetas para elegir. El ochenta por ciento de ellas, Malbec. Completados por un veinte de otras variedades en donde se pueden encontrar vinos excelentes. Bueno: todo eso se lo debemos al puntapié inicial del señor Catena y su curiosidad y espíritu emprendedor.

Catena Zapata fue premiada varias veces a través de sus productos y también Nicolás Catena Zapata recibió en 2022 un premio merecidísimo y prestigioso. El Lifetime Achievement (“Logro de vida”) de la revista especializada Wine Enthusiast de los Estados Unidos. La más importante publicación sobre vinos. Catena fue el primer viticultor sudamericano en recibirlo jamás. Un reconocimiento a su larga trayectoria generando productos de nivel internacional y también por su impulso a nuestro Malbec.

 

 

¿Y Francia?

Segundo. Claramente.

El Nicolás Catena Zapata 2019 resultó nominado como uno de los siete mejores 2019 por Le Figaro, el diario más importante de Francia. Imaginate que no es cualquier cosa ese premio. En la tierra del vino ser galardonado por el medio más renombrado del país es fuerte.

No hay ranking. Esos son los siete mejores. Y ahí está el Catena entre el Chåteau Mounton de Rothschild, el Chåteau Margaux (si prestaste atención, los escuchaste nombrar en alguna película de la saga de James Bond 007) y el Masetto & Solaia, productazo de la Toscana italiana. Pavadita de reconocimiento sacar el mismo puntaje que esos otros tres vinos.

Lo que les habrá costado a los pobres franceses reconocerlo este año... ¡Á la tienne!

 

 

Imagen: Bodega Catena Zapata

Rating: 0/5.