Ser Argentino. Todo sobre Argentina

Dedos de muzzarella

Los nunca bien ponderados Dedos de muzzarella. El que los inventó es un genio. Tiene todas las cualidades de un plato, si no sos vegano, claro.

Podría ser el título de un libro. Una novela: "Dedos de muzzarella". Quizá de suspenso. Un asesino serial. Pero no. Las novelas no son lo mío, está claro.

Se trata de un plato bien típico del verano. Para recordar el parador de la costa, al volver. O una buena entrada. Un plato bien gauchito, que te saca de apuro. Fácil, económico, rápido. Le gusta a todo el mundo.

Creo que nadie necesita que le explique cómo se prepara, de tan sencillo que es. Pero acá vamos, por las dudas. O para el lector joven que está haciendo sus primeras armas en el arte culinario.

Se trata de cortar la muzzarella en forma de dedos. O sea, a lo lago, en "tiras" de un centímetro de ancho y alto. Luego pasarlas por huevo y pan rallado. Finalmente, freímos. Hasta acá, nada científico. Pero acá, el secreto. La piedra basal de los Dedos de muzzarella: hay que ponerlos un rato en el freezer, antes de rebozarlos. Así endurecen y se pueden "trabajar" sin derretirse. ¡Eso es todo, amigos!

Ingredientes

Para un par de porciones:

Rating: 0/5.