clima-header

Buenos Aires - - Viernes 24 De Mayo

Home Argentina Editorial Los estudiantes más verdes del mundo

Los estudiantes más verdes del mundo

Les pibis no le vieron venir: lis coparin la Plaze y la proteste

Editorial
Protesta

Los gordos de la CGT están desesperados porque ven en el horizonte que van a perder mucho: la UCR incluyó en su proyecto de ley la quita de contribuciones solidarias; o sea: la guita. Les sacan la caja de recaudación y les sacan el poder. Hermosa jugada. Yo, íntimamente creo que es una movida de La Libertad Avanza que sus socios radicales propongan una medida que el Gobierno tuvo que bajar de la Ley de Bases. La Secretaría de Trabajo se reunió con los sindicalistas y acordó una especie de tregua y diálogo y por el otro lado salieron los radicales línea Alem con los tapones de punta. Maravilloso.

El abismo para los defensores de los trabajadores parece que está más cerca a los ojos de ellos que a los nuestros; quizá algo de data tienen, viste que siempre hay un delator. Entonces ahora, en una jugada por la cual deben estar auto felicitándose todavía, sacaron un as de la manga y movilizaron a los más giles de todos. Los estudiantes. Las blancas palomitas. Los salames que siempre se comen la bola curva. No está mal la movida, si la mirás fríamente, porque los chicos mueven más que los gordos en franco declive. Por convicción, perder un día de clases o por sexo (hubo un colegio en el que pernoctaron como cien chicos… ¿el motivo?... ¿serán deportistas, que concentran la noche anterior?). El tema es que juntaron una linda cantidad.

Pero (maldita palabra), obvio que la cagaron. Mostraron la hilacha. Fueron a espiar y movieron la rama. En una acción que destruye todo lo construido (como la palabra “pero”), ¡fueron a la marcha!

Quizá el que no la ve soy yo. Podría ser, perfectamente. Se me ocurren un par de ideas en esa línea: los sindicalistas fueron a la marcha para mostrarles a los chicos lo que pasa cuando no estudiás. O fueron a mostrarles lo que pasa cuando no estudiás. No. No estoy loco. En la primera, terminan analfabetos. En la segunda, ultra millonarios. Los chicos son grandes y pueden decidir por ellos mismos.

También estuvo el arco político opositor: a los gordos se les sumaron hasta las Abuelas. Esta pobre señora Taty Almeida fue la única en aceptar que la marcha fue política. Se ve que no le avisaron que estaban tratando de esconder esa parte… También fue el vende humo que nos trajo a esta miseria, en otra muestra de tener la cara de amianto, cuando en 2016 decía que había que arancelar a la universidad pública. El sopenco, durante la marcha misma respondió que “por suerte no” había ido a la universidad estatal (si es que fue a alguna).

Los infaltables zurdos no faltaron (bueno, marchar es su principal laburo porque es la única manera de tener algo de “cámara”) y los demacrados k. Cristina volvió a hacerse la pendeja de sesenta años intentando lucir un bucito que no le entraba. Y la perlita: el radinista (radical peronista, como todos los de la línea renovadora incluido Alfonsín) Guga Lousteau, socio del vicerrector de la UBA Martín Jacobitti en negocios en el Senado, por supuesto incurriendo en el delito de incompatibilidad con la función pública, ya que él es uno de los que decide a quién comprarle lo que produce él mismo. Jacobitti por cierto, estuvo denunciado en una causa cuando era presidente del centro de estudiantes por honorarios que cobraban integrantes de Franja Morada de su propia lista como empleados de la misma universidad. Una vez más, de estudiantes nada; de ñoquis militantes, todo. La denuncia la hizo el flaco Tognetti en Caiga Quien Caiga o en uno de esos programejos en los que se hacían los progresistas revolucionarios. La adorable y corrupta Justicia argentina la debe tener archivada.

Otros que buscan la “cámara” que supieron conseguir en base a algo que definitivamente no puede ser talento profesional, tampoco se la podían perder. Me refiero a los autoproclamados “actores” como los Echarri, Duplaa y demás. Acá me sorprendió Jimena Barón que también se comió la curva del cierre de las universidades. La tenía por algo más despierta que las mediocres de Fonzi y la Cardinalli, por ejemplo. Estos casos son muy lindos para el análisis porque muy pocos de ellos fueron a la universidad; me pregunto desde dónde opinan. Darín también se manifestó en contra de un cierre que nunca se propuso. Se fue al pasto Ricardo.

Finalmente, y para que quede más que claro, lo dicho: el Gobierno nunca (NUNCA) pensó realmente en cerrar la universidad pública. El problemita es que está investigando los curros. Porque detrás de toda protesta, hay un curro encubierto que se está por desenmascarar. Dinero que pagás vos, obvio.

Las universidades públicas están desfinanciadas hace décadas. Los edificios en condiciones deplorables la gran mayoría, hace décadas. Y la calidad de profesores y resultados de los estudiantes, en picada desde hace… décadas. Esa Universidad de Buenos Aires de donde se graduaron tres premios Nobel no existe más. Hace décadas. Pero los opositores y los mamelucos hablan ahora. Callaron cuando Massa sacó 70.000 millones del presupuesto de Educación en 2022 y cuando prorrogó el presupuesto 2023, invirtiendo lo mismo que en 2022 a pesar de una inflación del 250% anual.

Claramente la marcha fue política y los estudiantes, una vez más, entraron como giles.

Fecha de Publicación: 25/04/2024

Compartir
Califica este artículo
0/5

Te sugerimos continuar leyendo las siguientes notas:

Hablar de educación en Argentina Hablar de educación en Argentina
Té cómo se prepara “Educando (y comprendiendo) al soberano”

Temas

cat1-artículos

¡Escribí! Notas de Lector

Ir a la sección

Comentarios


No hay comentarios

Dejar comentarios


Comentarios

Historia
Argentinos de hace 13.000 años. Argentinos de hace 13.000 años

Estudios arqueológicos realizados en la Patagonia determinaron que los primeros pobladores de nuestr...

Nostálgicos
El Barrio

El Barrio

Nostálgicos
Las canciones que no están de moda

1 de febrero de 1930: Nacimiento de María Elena Walsh.

Historia
fundacion de buenos aires Ni fuerte ni ciudad

3 de Febrero de 1536: Primera fundación de la Ciudad de Buenos Aires.

Artículos


Quiero estar al día

Suscribite a nuestro newsletter y recibí las últimas novedades