Buenos Aires - - Miércoles 05 De Agosto

Home Argentina Corrientes arquitectónicas

Corrientes arquitectónicas

La riqueza está en la interpretación y evolución del pensamiento por sí mismo

Cambalache

Cuando un arquitecto se forma, adquiere por transferencia o por métodos pedagógicos que le enseñan a pensar por sí mismo, sin cánones preestablecidos y poniendo en crisis lo existente, para bien o para mal, métodos propios de hacer arquitectura. Nos quedamos como válida la segunda manera. No es que esté mal la transferencia de conocimientos, nadie nace sabiendo, pero eso aplica a cuestiones técnicas y paradigmáticas, no al pensamiento proyectual.

Las corrientes - maneras establecidas de pensar o hacer esta disciplina- son válidas y fueron claves en el nacimiento del modernismo, que es la cuna de nuestra arquitectura actual. Si bien el postmodernismo o la actualidad busque un "back to the basics" por momentos, como quien se olvida de donde viene, no debe ni puede ignorar el modernismo como nacimiento de lo que hoy en día construimos y vivimos.

Retomando, las corrientes fueron necesarias para poner en común paradigmas generalizados y pensados para reversionarse y potenciarse. Son la base. Por ese motivo, no debemos quedarnos en la base, ya habiendo avanzado, y poner en crisis esas corrientes y "no casarse con ninguna", permitiéndole a la disciplina generar cosas nuevas y evolucionar a la par de la sociedad.

No es ignorar lo antiguo, es respetarlo y ponerlo en valor, entendiendo que algo puede estar tan bien como tan mal; ponerlo en crisis, desafiarlo, repensarlo, y cuidarlo y no perderlo a la vez.

En resumen

La riqueza de un profesional, está en cuán maleable sea, sin pecar de ecléctico en su estilo -o por qué no- pero sí adaptarse a sitios, necesidades de programas que no dialoguen con su "corriente marcada" y pueda tomar lo mejor de cada tipo de pensamiento antiguo o actual y sacar algo bueno.

Hay estilos variados, marcados por historia, sociedades actuales, climas y muchos otros factores. Sin embargo, la esencia debe ser un entendimiento del sitio, funcionamiento y necesidad propuesta, y el arquitecto, como recurso adaptable a esos 3 pilares. Si su estilo -que no es una "corriente"- puede hablar el mismo idioma que lo mencionado anteriormente, el arquitecto pondrá su esencia en la obra y seguirá con su corriente. Pero no siempre es posible. La riqueza está en la interpretación y evolución del pensamiento por sí mismo.

Fecha de Publicación: 20/09/2018

Compartir
Califica este artículo
0/5

Temas

¡Escribí! Notas de Lector

Ir a la sección

Comentarios


No hay comentarios

Dejar comentarios


Comentarios

Tradiciones
La miel es una fiesta La miel es una fiesta

La localidad santafesina de San Jorge es sede de una importante fiesta nacional. La de la miel suele...

Historia
Santa Fe y Paraná El túnel que cambió la historia de los pueblos del litoral

Santa Fe y Paraná están unidas en lo profundo por un túnel subfluvial que se desenvuelve a lo largo...

Argentinos por el mundo
Paulima-alma-viajera0 Una psicóloga viajera

Paulina Buyatti partió de Rosario a París para trabajar de psicóloga, pero terminó convirtiéndose en...

Espectáculos
Christian Sancho Christian Sancho participó de "Mateando con Amigos"

Entre risas y anécdotas, el actor y modelo argentino se sometió a "El cuestionario argento". Las res...

Artículos


Quiero estar al día

Suscribite a nuestro newsletter y recibí las últimas novedades